Irán asegura haber enviado con éxito un “mono” al espacio

Irán habría enviado con éxito un “mono” al espacio exterior en un cohete de fabricación nacional, el simio retornó posteriormente con vida a la Tierra.

Este lunes, la Agencia Estatal de Noticias de Irán (IRNA) ha informado que la Republica Islámica ha lanzado un “mono” al espacio con gran éxito, lo que a juicio de los expertos iraníes, involucrados en el programa espacial de ese país, es un gran avance en su programa nacional de misiles y desarrollo espacial.

Mono astronauta Irán

RT

Presunta imagen del "mono" en la cápsula espacial "Pishgam".

Este es un objetivo prioritario de los científicos espaciales iraníes (abordado anteriormente en el artículo “Irán mira las estrellas: Lanzará un simio al espacio“) y es también una noticia que las potencias occidentales consideran preocupante, dada la directa relación entre el programa espacial de Irán y el desarrollo de misiles de largo alcance, con una capacidad de carga adecuada para el lanzamiento de potenciales ojivas nucleares.

Lamentablemente, hasta ahora, no ha existido una confirmación independiente de la noticia, ni anuncios oficiales de las  potencias occidentales que den total certeza de la veracidad del lanzamiento.

La experimentación espacial con animales

Ya desde 2009, la Agencia Espacial Iraní (ISA) había emprendido lanzamientos experimentales con el envío de ratas, tortugas e insectos al espacio, progresando sostenidamente en su programa orientado al desarrollo de una nave espacial que permita el lanzamiento de una misión tripulada por humanos en el futuro cercano, en lo especifico, dentro de los próximos 5 a 8 años.

Mono astronauta

NASA

Experimentación espacial con simios, imagen histórica de NASA.

El desarrollo de estas misiones, según lo señalado por el Director de la ISA Hamid Fazeli, tiene por objetivo determinar factores como la colocación, las vibraciones por peso y otras condiciones propicias para la presencia humana en el espacio.

Como ya es ampliamente conocido, los monos tienen similitudes con los humanos, y la experimentación con ellos da luces sobre los factores que deben ser evaluados para una misión espacial humana.

La experimentación iraní con animales, no es otra cosa que la copia al detalle de los primeros pasos del desarrollo de capsulas espaciales tripuladas emprendidas en el pasado por las actuales potencias espaciales, como los EE.UU. o Rusia, naciones que emprendieron una amplia experimentación con animales en el marco de la histórica “Carrera Espacial”.

Un lanzamiento esperado

Ya a mediados de enero, el director de la ISA, Hamid Fazeli, anunciaba que el próximo mes de febrero lanzarían un primate al espacio a bordo de la cápsula llamada “Pishgam” (“Pionero” en persa). Según sus palabras, los animales ya se encontraban en cuarentena y uno de ellos sería enviado al espacio durante el período del Fajr, entre el  31 de enero al 10 de febrero, fecha que marca el triunfo de la Revolución Islámica de 1979.

Mono astronauta

Press TV

Imágen entregada por la televisión estatal Iraní.

Modificando la fecha originalmente planteada, una declaración del Departamento Aeroespacial del Ministerio de Defensa de Irán, asegurado que el lanzamiento ya se habría producido y que este coincidió con la víspera del cumpleaños del profeta Mahoma la semana recién pasada, sin entregar una fecha específica.

El mono habría sido enviado al espacio en un cohete del tipo Kavoshgar. Tras el lanzamiento, la capsula habría alcanzado una altura de más de 120 kilómetros y posteriormente “trajo de vuelta a su cargamento intacto”, según lo informó IRNA. Por su parte  Press TV, una estación de televisión en inglés de la república islámica, señaló que el primate fue sacado con vida.

Irán fue uno de los 24 miembros fundadores del Comité de Naciones Unidas sobre la Utilización del Espacio Ultraterrestre, creado en 1959. Pero el programa espacial iraní es muy reciente, con no más de una década de existencia y ha contado con la asistencia y cooperación de países como Rusia, China y Corea del Norte.

El 25 de febrero de 2007, Irán anunció el lanzamiento al espacio de su primer cohete, alcanzando una altura de 150 kilómetros. Posteriormente, en 2008, Irán puso en órbita exitosamente su primer satélite de fabricación nacional, el “Omid” (“Esperanza”) y en 2010 lanzó al espacio la primera cápsula con animales vivos (ratones, tortugas y gusanos), utilizando para ello un cohete denominado “Kavoshgar-3” (“Explorador-3”). Próximamente, en el mes de marzo, en el marco de su incipiente desarrollo espacial, Irán intentará poner en órbita un nuevo satélite, el “Sharifsat”.

A continuación, observa  las imágenes presentadas por la televisión Estatal de Irán Press TV Global News sobre el lanzamiento de la cápsula tripulada.

Más sobre Exploración Espacial

ComentariosDeja tu comentario ↓
cerrar
Te invitamos a seguirnos en Facebook.