¿Qué características debería tener la mujer perfecta?

Por una vez en la vida déjese llevar por la imaginación y construya una mujer a imagen y semejanza de lo que guste. ¿Se siente capaz de elegir desde el color de pelo, piel y ojos hasta su personalidad?

Guía de: Hombres

Hace 27 años la película “La chica explosiva” (Weird Science, 1985) mostraba como dos espinilludos genios de la computación inventaban una mujer perfecta para dar rienda suelta a sus impulsos púberes. Después de mucho humo y varios efectos especiales aparecía ente sus ojos una infartante mujer-invento, personificada por la diosa sensual Kelly LeBrok.

Mujer perfecta

Foto: Guioteca

Kelly LeBrock, la chica explosiva

Creo que muchos de nosotros hemos soñado tener la inteligencia y la picardía de esos geeks ochenteros, especialmente para armar de la nada una “chica de rojo” propia, parte por parte, así como un Lego, pero con curvas.

Y no sólo estoy hablando físicamente, sino que también moldearla en cuanto a personalidad y características, habilidades y destrezas (aunque suene a perfil profesional), pero hecha a imagen y semejanza nuestra. Un “Y Dios creo a la mujer”, pero más “choriflay” como diría Papelucho.

Como la imaginación es mucha, indagando en gustos y preferencias femeninas con varios de los más conspicuos elementos, empezamos por cuenta propia a armar una mujer perfecta tal y como nos gustaría.

Tal y como era predecible nunca pudimos ponernos de acuerdo. Así que fiel a las prácticas democráticas inspiradas en la cuenta pública de S.P. acá expongo este brainstorming para que también hagan su aporte solidario:

Ni altas ni chicas: La altura es uno de los pilares fundamentales sobre los que se sostiene el gusto por la mujer perfecta. Mujeres altas, con piernas largas y tronco muy delineado son muy admiradas, pero las pequeñas, frágiles y abrazables también. Cincuenta y cincuenta.

Piel canela: los tonos oscuros son los predilectos, latinos y con mucho sabor. Un poco más pálidas que las afroamericanas, pero más contrastadas que las pieles más blancas. En lugar secundario asiáticas o polinésicas.

Ojos turquesa: De acuerdo al sondeo la mayoría de los hombres prefiere los ojos azules, o verdes en segundo caso, antes que los cafés, negros, violetas, grises y miel. Debe ser por lo exóticos que son en esta parte de la Pachamama.

Curvilínea: Las curvas son un ingrediente que nunca puede faltar. Algunos las prefieren con más curvas que ascenso a Farellones, y más pronunciadas que otras, pero son pocos los que las prefieren delgadas y con fértiles y extensas llanuras: son poco llamativas a la hora de hacer excursiones e incursiones.

Rapuncel: En cuanto al color de pelo favorito entre rubias, morenas o pelirrojas no hay mucha unanimidad, pero a la luz de las opiniones la mujer perfecta tiene el pelo largo y no corto, independiente del tono. A la hora de hablar de liso o crespo, la sensualidad que transmite lo ensortijado y salvaje del cabello gana por lejos. El suelto le gana al tomado.

Habilidades blandas

Tierna y simpática: Son muchos los que exigen como requisito número uno es que sean tan tiernas como un Cariñosito y si no es mucho pedir, que sean más simpáticas que la Xuxa, la reina de los bajitos. Las pesotes de personalidad son requeridas, pero no tanto. Muy pocos apetecidas son las creídas y a casi ninguno le gustan las que hacen poca sinapsis en su cerebro.

Femeninas: Si bien es cierto que nos llaman la atención las deportistas y extrovertidas socialmente, muy ‘partners’ a la hora de compartir nuestros gustos, los hombres dicen gustar más de mujeres con falda y tacos altos, muy discretas y con modales más parecidos a una geisha que a una luchadora libre.

Que pague la cuenta: Las mujeres que pagan la cuentan, denotan que son autosuficientes y decididas, lo que tampoco significa que te van a invitar todos lados.

Con su propia agenda: Una mujer que sea muy dependiente en lo social tampoco es tan atractiva, por lo que es imprescindible que tenga vida propia y no esté pendiente de uno.

Empatía: Los hombres suelen tener sus propias actividades, como el fútbol, amigos y chistes, por lo que gana puntos extras una mujer que se interesa por las cosas que uno hace. Sin ser cargante obviamente.

Lujuriosa: Habilidades para las noches de pasión y locura son muy, pero muy bien evaluadas. Al punto que estas características son muy importantes a la hora de definir si es la mujer perfecta que buscas o no.

Más sobre Hombres

ComentariosDeja tu comentario ↓
cerrar
Te invitamos a seguirnos en Facebook.