Inicio » Jazz »

Guía de: Jazz

Cole Porter, una selección con lo mejor de su música

A continuación, las siete mejores interpretaciones de Cole Porter, un artista que vale la pena escuchar.

Cole Porter fue uno de los grandes compositores de la primera mitad del siglo XX.  Un artista hábil, un tremendo compositor y un gran letrista,  cada una de sus canciones es un crisol de notas encantadoras, muy sugerentes y bien sofisticadas, por lo cual su legado se ha extendido por varias generaciones que durante décadas, han disfrutado y reinventado cada una de sus composiciones.

Nieto de un acaudalado magnate que escapó de los  vaivenes de la Gran Depresión, Porter fue un destacado alumno en Yale y Harvard, además sirvió en el ejército francés durante la Primera Guerra Mundial y vivió los locos años 20 en Paris. Sin embargo, es a fines de esa década, 1donde la carrera de Porter empieza a tomar vuelo, con temas como “Im in Love Again” y “You Do Something To Me”. Al volver a Nueva York  en 1930, todos sus biógrafos coinciden en que algo de París quedó en su alma.

El resto es historia conocida; desde Julio Iglesias hasta Frank Sinatra, se han rendido ante el tremendo repertorio de este gran compositor. Por esta razón, les presento las que, a mi humilde juicio, son las siete mejores interpretaciones de Cole Porter.

Desde ahora sólo pase, relájese y disfrute…

7) John Coltrane – Everytime We Say Goodbye

Escrita por Porter en 1944 para el musical de Billy Rose “Seven Lively Arts”, el saxofonista la incluyó en el playlist de “My Favorite Things”, una de sus obras maestras, lanzada en 1961 y que dan cuenta de una atmosfera sensible, delicada y bien respetuosa de la partitura original, que da pie para  que el talento de Coltrane y su cuarteto,  se manifieste en su máxima expresión.

Imagen de previsualización de YouTube

6) Beguine to Beguine – Artie Shaw

El mito asegura que este tema vio la luz en el piano del bar del Hotel Ritz de Paris en octubre de 1935. Esta canción fue una verdadera revolución en la forma de escribir música en la primera mitad del siglo XX ya que mezcla en si ritmos afrocaribeños, muy populares en Francia, durante el período entreguerras. Artie Shaw hizo los primeros arreglos de la canción, que ha hecho de Beguine to Beguine, una de las canciones más reconocibles de Porter, con versiones que van, desde Julio Iglesias hasta Michael Bubblé.

Imagen de previsualización de YouTube

5) Love For Sale – Billie Holiday

Una bellísima versión para este clásico, aparecido en la pieza de Broadway “The New Yorkers” -estrenada en 1930 y cuya música fue escrita por Porter. Y con la voz inconfundible de Holiday, en su mejor época.

Imagen de previsualización de YouTube

4) I Love Paris – Oscar Peterson Trio

Esta canción, parte del set list del musical “Can – Can”, fue compuesta por Porter en 1954, es la quintaescencia de su mundo. Paris, una letra notable, una melodía simple, y una ejecución simplemente arrebatadora. Y esta versión, una de las mejores,  de la mano del pianista Oscar Peterson.

Imagen de previsualización de YouTube

3) Night and Day – Fred Astaire con Ginger Rogers

Esta es una de las canciones más populares de Porter, y fue  escrita en 1932, para el musical Gay Divorce. Para muchos es una de las contribuciones más importantes de Porter al Gran Cancionero Estadounidense ya que ha sido grabada por una gran cantidad de artistas. Esta versión, de la mano del gran Fred,  llegó al N°1 de los rankingsen 1934.

Imagen de previsualización de YouTube

2) Lets Do It (Lets Falling in Love) – Ella Fiztgerald

Ya convertida en estrella consagrada, Fiztgerald grabó en 1956 “Ella Sings The Cole Porter Songbook” que contiene 35 composiciones del artista. El disco es una verdadera joya, e incluye la participación de músicos de la talla  de Artie Shaw y Buddy Bregman, quienes realizaron unos arreglos exuberantes, para uno de los mejores discos editados por el legendario sello Verve, de Norman Granz.

Imagen de previsualización de YouTube

1)(I’ve Got You) Under My Skin – Frank Sinatra

Escrita en 1936, esta canción fue introducida en el musical “Born to Dance” del mismo año. La versión de Frank Sinatra –con los arreglos in crescendo  tipo Ravel,  del director de orquesta  Nelson Riddle- se convirtió en una de las más populares de su repertorio, desde 1956.

Imagen de previsualización de YouTube

Más sobre Jazz

ComentariosDeja tu comentario ↓
cerrar
Te invitamos a seguirnos en Facebook.