Enfermedades en mascotas, las más comunes

Conozca sobre las enfermedades que con más frecuencia afectan a sus mascotas y revise recomendaciones sobre cómo enfrentarlas.

Guía de: Mascotas

Nuestras mascotas pueden padecer un gran número de enfermedades, muchas de las cuales tienen grandes similitudes con las que nos aquejan a nosotros, los humanos. Sin embargo, hay muchas que son propias y específicas de ellos.

Antes de entrar de lleno en el tema, me gustaría dejar en claro algunos términos de importancia:

-          Gastritis: Inflamación de la pared del estómago.

-          Gastroenteritis: Inflamación de las paredes de estómago e intestinos.

-          Neuritis: Inflamación de los nervios.

-          Bronquitis: Inflamación de los bronquios.

-          Traqueobronquitis: Inflamación de tráquea y bronquios.

-          Dermatitis: Inflamación de la piel.

-          Hipersensibilidad: Reacción exagerada a un estímulo.

-          Otitis: Inflamación del oído.

-          Gingivitis: Inflamación de las encías.

-          Conjuntivitis: Inflamación de la mucosa conjuntival.

-          Úlceras: Un tipo de heridas en los tejidos.

-          Alopecia: Pérdida de pelo.

-          Ictericia: Coloración amarilla de las mucosas.

-          Zoonosis: Enfermedades transmisibles a otra especie.

Enfermedades en Mascotas

Foto: EFE

Los perros son uno de los animales que más delicados, por ende, más propensos a sufrir enfermedades.

Muchos de estos términos hacen referencia a los signos clínicos que se pueden observar. En el caso de los humanos, generalmente hablamos de síntomas. Éstos pueden ser descritos por las mismas personas que los padecen (dolor de cabeza, dolor articular, mareos, etc.). Sin embargo, claro está que nuestras mascotas no pueden hacerlo tan fácilmente, por eso, los Médicos Veterinarios debemos basarnos en los signos clínicos que observamos.

Estos signos nos orientan hacia diversas patologías, como por ejemplo, la ictericia se puede asociar a enfermedades hepáticas, pero también puede aparecer cuando hay destrucción de glóbulos rojos; la traqueobronquitis puede producirse por muchos agentes infecciosos; la gastroenteritis se asocia a vómitos y diarrea y puede ser, desde, por consumo de basura hasta producto de enfermedades tan serias como la parvovirosis. Por ello, la aparición de un signo clínico no siempre implica que el paciente tenga la misma enfermedad que otro paciente con los mismos signos.

Dentro de las enfermedades que nos son comunes con los animales, se encuentran la Diabetes, el Hipotiroidismo, las Insuficiencias Hepática y Renal, la Cistitis, los Soplos Cardíacos, Cáncer, etc.

En general, muchas de las enfermedades metabólicas que tenemos los humanos, pueden también producirse en las mascotas, ya que el origen de éstas radica en los mismos órganos que los nuestros: corazón, hígado, páncreas, tiroides, riñón, etc.

Sin embargo, pese a que existen muchas similitudes en cuanto al diagnóstico y tratamiento, son también muchas las diferencias. Un Insuficiente Cardíaco, por ejemplo, no siempre necesita el mismo tratamiento en las distintas especies animales.

Esto se ve mucho más reflejado en las enfermedades y afecciones infecciosas, parasitarias y otras que son mucho más específicas y no se pueden ni deben tratar de la misma forma ni con los mismos medicamentos en las diferentes especies animales.

Ésta es la principal razón por la cual los Médicos Veterinarios siempre repetimos: “NO AUTOMEDIQUE A SU MASCOTA”.

Más sobre Mascotas

ComentariosDeja tu comentario ↓
cerrar
Te invitamos a seguirnos en Facebook.