Inicio » Mitos y Enigmas »Equipo

Eva, de la Biblia a sus pistas y enigmas sin resolver

Los investigadores señalan que la “Eva” que originó a toda la actual raza humana era de piel negra, cabello obscuro y de fuerte musculatura.

Una niña pequeña le pregunta a su madre:

-Mamá, ¿Cómo apareció la raza humana?

La mamá le responde:

Origen Del Hombre
Foto: El Mercurio

Adán y Eva.

-Dios creó a Adán y Eva y ellos tuvieron hijos. Es así como apareció la raza humana.

Dos días más tarde la niña pregunta lo mismo a su padre. El padre le responde:

-Hace mucho tiempo ya existían los monos. Con el paso de los años se desarrollaron y se convirtieron en hombres. Es así como apareció la raza humana.

Confundida, la pequeña se vuelve hacia su madre y le pregunta:

-Mamá, ¿Cómo puede ser que tú me digas que la raza humana fue creada por Dios y Papá me dice que venimos del mono?

-Cariño, responde la madre, yo te he hablado del origen de mi familia y Papá de la suya.

(Anónimo)

El tema de los orígenes del ser humano ha sido, para el hombre moderno, algo tremendamente debatido.

Desde la ciencia, que mediante la Antropología, la Arqueología y hoy en día la Genética, se ha buscado la raíz de todo este misterio; así también desde las distintas visiones religiosas que convergen entre sí en muchos puntos. Hay que recordar que cada cultura tiene sus propios mitos relacionados con sus orígenes y que son tan válidos los unos como los otros. Creo que para encontrar realmente el “eslabón perdido”, ciencia y religiones deben unirse, pues la “verdad” es patrimonio de todos, no de los unos sobre los otros. Hay que integrar, no separar.

Somos polvo de estrellas, versan por ahí algunas sabias palabras. Sin embargo, a pesar de ese origen cósmico (Divino) a un nivel planetario (también Divino) la aparición del hombre sapiens – aunque por el modo de comportarnos durante siglos de guerras absurdas nos lleva a una calificación más apropiada de ignorans – aún reviste muchos misterios. ¿Fue Asia, Europa o África el nido desde el cual salimos para aprender a caminar?

Investigaciones genéticas

Relato esta teoría genética pues me parece diferente, revolucionaria y complementaria con lo que se relata en las tablillas sumerias encontradas en la zona de Mesopotamia (Irak) hace ya muchos años.

En 1987 un par de científicos de la Universidad de Berkeley, Mark Stoneking (biólogo) y Rebeca Cann (genetista) discípulos del genetista Allan Wilson (1934-1991) y que eran dirigidos por él, señalaron que habían descubierto a la“madre de la humanidad actual”. En la publicación “Conozca Más”; febrero de 1991, los investigadores relatan toda la experiencia y señalan que la “Eva” que originó a toda la actual raza humana era de piel negra, cabello obscuro y de fuerte musculatura. Vivió en el sur de África aproximadamente hace unos 200.000 años (un valor promedio). Otra técnica aún más precisa y en la misma línea sitúa el origen de esta madre de la humanidad actual en algo menos de 250.000 años. Hay otra línea de genetistas que sitúa a esta “Eva” en China. ¿Qué fue lo que realmente ocurrió en África o en China?

La respuesta a este enigma hay que buscarla en el ADN mitocondrial dicen los genetistas. En la experiencia de aquel equipo, se tomaron muestras de ADN mitocondrial de mujeres de distintas zonas del mundo (Asia, África, Nueva Guinea, Europa y Australia) el que fue sometido a un análisis riguroso, encontrando un parentesco entre ellos que los llevó a afirmar que procedían de una madre común que había nacido en África del sur.

Reloj Mitocondrial

Las mitocondrias son cuerpos ubicados al interior de todas las células, fuera del núcleo, en el citoplasma. Tienen como función principal aportar la mayor parte de la energía que necesita el organismo para llevar a cabo todas sus funciones, sostener la vida en el fondo. Su número es muy variable, así como sus formas.

Una de las características más notorias de las mitocondrias es que poseen su propio ADN. Esto es muy importante, ya que cuando una célula se divide, las mitocondrias se reproducen independientemente del núcleo por lo que cuando un espermio fecunda al óvulo, sus mitocondrias quedan fuera del cigoto (huevo) fecundado el que sólo recibe como herencia las mitocondrias de la madre y por lo tanto su material genético intacto. Esto es vital para rastrear los árboles genealógicos (familiares), ya que siguiendo este linaje materno se puede obtener un registro familiar inmutable en el tiempo, aunque se puede ver alterado tan solo por mutaciones aisladas cuando se realiza la copia del código genético y que se transmiten a la siguiente generación, siendo este nuevo ADN tan distintivo como una huella digital.

Entonces, al comparar este material genético de herencia materna (mitocondrial) en bebés de todo el mundo, se hace factible determinar el grado de parentesco que los une. Al enumerar las mutaciones se puede llegar a determinar la época de nacimiento de esta única madre mitocondrial.

La posición de un gran número de Antropólogos pero no de todos es la de la no aceptación de esta teoría.

Según la teoría genética lo que pareció ocurrir es que los descendientes de la “Eva mitocondrial” fueron en definitiva los que desplazaron al resto de los demás humanos que poblaban el planeta.

Versión sumeria

En el Enûma Elish (Epopeya de la Creación, texto encontrado en Mesopotamia) y en todos los textos sumerios se hace la afirmación de que los hombres fuimos creados por los dioses para que hiciéramos su trabajo. Citando la traducción (toda traducción es una interpretación) que hace Zecharia Sitchin en su libro “El 12do Planeta” de las palabras del dios Marduk presentes en la Epopeya de la Creación, se lee su decisión:

Engendraré un Primitivo humilde;

“Hombre” será su nombre.

Crearé un Trabajador Primitivo;

Él se hará cargo del servicio de los dioses,

Para que ellos puedan estar cómodos.

Continuando con la explicación de Sitchin, este señala que en el Génesis se utiliza la palabra “Elohim” que es plural y literalmente se refiere a deidades pero para hablar de “Dios”. En el Génesis se lee:

Y Elohim dijo:

“Hagamos al Hombre a nuestra imagen,

Como semejanza nuestra.”

Sitchin explica que este relato bíblico de la creación, así como otros relatos de los comienzos de la humanidad en elGénesis, provienen de fuentes sumerias, la explicación es obvia.

Más adelante señala, a partir de las tablillas sumerias que: “los dioses tomaron una criatura que ya existía (¿Homo erectus?) y la manipularon (¿genéticamente?) para “sujetar sobre ella”, la “imagen de los dioses.”

¿Y dónde dicen las tablillas sumerias que ocurrió esta creación?

Los textos mesopotámicos sugieren que la creación del Hombre tuvo lugar en el Ab.zu – mundo inferior (literalmente: lugar del metal brillante. ¿Oro?) donde se encontraba el País de las Minas, esto se refiere al sureste de África según relata Sitchin. También, este mismo investigador, señala que los dioses llegaron a la Tierra hace 445.000 años, por lo que según los cálculos realizados por él de acuerdo a los textos sumerios, la creación de este Hombre modelo tuvo lugar hace unos 300.000 años. Muy cercano a lo determinado por la investigación genética.

Más sobre Mitos y Enigmas

ComentariosDeja tu comentario ↓
cerrar
Te invitamos a seguirnos en Facebook.