Guía de: Mujer

10 piropos de mujeres para encantar a los hombres

Lo piropos dejaron de ser una forma de halagar sólo a las mujeres, actualmente somos nosotras las que también los usamos para romper hielo con los caballeros. Acá van algunos dignos de utilizar.

Quién no escuchó el sabio consejo de alguna amiga, en cuanto a que si se está deprimida, nada mejor que pasear por una obra en construcción y escuchar los piropos que nos lanzan los obreros…ni hablar de la depresión en la que puede entrar una si camina por una “obra” y no escucha nada.

Y es que los piropos, si son dichos en el tono adecuado, le arreglan el día a cualquiera, incluso a los hombres. De ahí que si quieres conocer un galán, puede ser un comienzo simpático decirle algunos de estos halagos que seleccionó el sitio enfemenino.com (y otras páginas) y que recogemos acá. Por lo menos le sacarás una sonrisa.

piropos mujeres

Foto: EFE

Si el caballero en cuestión no es conocido, nada mejor que partir con: “Tengo una duda… ¿No tenemos un amigo en común que nos presente?”.

Ahora, si va caminando por la calle y nos cruzamos con él, sería bueno alegrarle el día con un: “Vaya, vaya… lo que hace Dios cuando está contento”. O bien: “Pareces tan dulce que sólo con mirarte se me pica la muela”. Y si ya el señor es demasiado bien parecido: “No te lo vas a creer… ¡Pero yo hace 30 segundos era lesbiana!”.

También para encuentros casuales se suman: “¿Crees en el amor a primera vista o tengo que volver a pasar?”; “Qué avanzada está la ciencia… ¡que hasta los bombones caminan!”; “¿Cuál es tu nombre? Para pedirte al viejito pascuero”.

Si se quiere ser más osada, se pueden utilizar cosas como: ”¿No estás cansado? Porque no paras de pasear por mi mente”; o “acabo de encontrar al padre de mis hijos”;” o “estoy buscando el tocador de damas, ¿no eres tú?”.

Ahora, si el caballero en cuestión es un adicto a la tecnología nada mejor que hablarle en sus propios códigos: “Cuando veo tu hardware se excita mi software”; “si yo fuera un email, tú serías mi contraseña”; “deberías llamarte Bill Gate porque eres extremadamente rico”.

Como ven dichos hay muchos, sólo debemos practicar el tono para decirlos y buscar el momento adecuado.

Más sobre Mujer

ComentariosDeja tu comentario ↓
cerrar
Te invitamos a seguirnos en Facebook.