Guía de: Pesca con Mosca

¿Cuál es la mejor hora para pescar?

Hay muchas teorías populares e historias que las confirman y otras que las desconfirman, por lo que la mejor hora para pescar depende de factores que cualquier pescador puede analizar.

A muchos de nosotros, más temprano que tarde, nos tocó escuchar y nos hicimos partícipes de la definición, que “para tener buena pesca hay que levantarse temprano”. Muchas veces eso funcionó en forma excelente, aumentando la convicción en la definición. Pero también, todos hemos tenido jornadas de pesca en las que la mayor actividad se dio a mediodía.

Entonces, ¿cuál es la mejor hora para pescar? … la respuesta, como en muchas otras áreas de la vida, es “depende”.

Una mejor pregunta es: ¿De qué depende la buena pesca? Muy simple, de la actividad y disposición de los peces a alimentarse y así caer ante nuestras imitaciones. Pero no hay que olvidar, que los peces son seres de sangre fría, por lo que parte de su “ánimo” depende de la temperatura general del agua y también de la disponibilidad de alimento natural, así como la existencia de depredadores y en general de los lugares de pesca que ofrezca cada lugar.

Pescando al Amanecer en un Río del Sur de Chile

Foto: Rodrigo Sandoval U.

La pesca en las primeras horas del día puede ser excelente, en especial en los días de mayor calor y también en aquellos lugares que reciben una carga de visitantes o bien de deshielos, más intensos durante el mediodía y la tarde.

Pescando temprano en la mañana

A pesar de todo, pescar en la mañana tiene muchas veces gran éxito, por dos razones fundamentales.

Primero, en lugares donde la cantidad de visitantes en apreciable, como es el caso de los lagos más populares en el Sur de Chile, aquellos sectores más prometedores aumentan sus posibilidades cuando han estado “descansando” de lanchas, motos de agua, y otros, durante la noche. Las primeras horas ofrecen buenas condiciones de luz y mucha tranquilidad para salir a pescar. Por conclusión, un lugar donde no existe mayor presión recreacional, efectivamente no depende demasiado de este factor.

Segundo, en los meses y días de mayor calor, las truchas, siendo de los peces sensibles a estas alzas, aprovechan las bajas del día que se dan en las mañanas. Si la temperatura “baja” del lago es la ideal de las truchas (cerca de los 16° C), entonces es probable que ésta sea la hora en la cual se encuentren en mayor comodidad y posiblemente cazando cerca de las orillas de los lagos, o más dispuestas en los recodos rápidos y bajos de un río.

Pescando a medodía

Foto: Rodrigo Sandoval U.

A comienzos y finales de temporada, muchos lugares de pesca se benefician mayormente por las mayores temperaturas de mediodía. Junto a esto, la mayor cantidad de luz permite que la pesca a vista se facilite, ofreciendo algunas de las mejores ocasiones de pesca.

Pescando a mediodía

Gran parte de la gente evita pescar a mediodía y creo que con una buena cuota de razón, mayormente soportada por las mismas dos razones expuestas en la sección anterior. Primero, en el rango de tiempo de media mañana hasta la tarde, se da la mayor concentración de disturbios de origen humano en lagos e incluso en ríos navegables y turísticos. Por ejemplo, en algunos parques nacionales son éstas las horas en que se realizan actividades de rafting, kayak, o aún más impactantemente para los peces, embarcaciones a motor.

También, a mediodía y en la tarde, se dan las mayores temperaturas en los meses de verano.

Pero también, ocurre el fenómeno inverso en ciertas épocas del año. En aquellos meses y latitudes más frías, es precisamente a mediodía cuando la temperatura llega a su máximo y permite que los peces y también sus presas se vuelvan más activos.

Por ejemplo, en ríos y lagos de la Carretera Austral de Chile, me han tocado excelentes condiciones de pesca, consistentemente, a mediodía en los meses de Octubre, Noviembre, Marzo y Abril. Justamente, los meses más fríos dentro de la temporada normal de pesca.

Nuevamente, en aquellos ríos y lagos que tienen una menor presión humana, la pesca a mediodía y en la tarde se puede realizar, incluso en meses y días calurosos.

Pescando en la tarde

Si consideramos los ríos de la zona centro-sur de Chile, veremos que en los meses en que la temporada de pesca de truchas se encuentra abierta, las condiciones en la tarde no siempre son las ideales. En especial en las primeras semanas de verano, los deshielos se acentúan con el calor de mediodía y por tanto, el agua turbia producida por este fenómeno comienza a aparecer algunas horas después en los ríos, que en general, les toma el resto del día y la noche para volver a su claridad esperada. Si bien siempre es posible pescar en un río con aguas turbias, las mejores condiciones de pesca se acentúan con aguas algo más claras y cristalinas.

Pero en aquellos lugares y épocas del año donde el deshielo no es tan relevante, como es en los valles más al sur, en lagos y lagunas, la pesca de tarde muchas veces ofrece las mejores condiciones. Por ej, sin tener un registro exhaustivo de todas las regiones, se ha visto que muchas de las eclosiones más importantes se registran precisamente al final del día, viendo que las truchas y otros peces, aumentan notoriamente su actividad en estas horas.

Pescando tarde al final del día

Foto: Rodrigo Sandoval U.

El atardecer, e incluso ya al anochecer, es una de las horas del día que mejores resultados ofrece, en especial en plena temporada, cuando en gran parte de los destinos de pesca, la temperatura ambiental baja un poco, y las condiciones del agua facilitan la actividad de todos los organismos que normalmente son presa de truchas y otros peces.

En resumen

A comienzos y finales de temporada, en especial en las regiones más australes de Chile, las mejores horas de pesca se dan al mediodía, que es cuando las temperaturas y condiciones del agua logran un equilibrio adecuado para la actividad de los peces y de sus presas habituales.

En medio del verano, tanto en el Centro de Chile como en el Sur, las mejores condiciones de pesca se dan durante la mañana, o bien en las últimas dos horas de luz, en especial cuando se detectan posibles eclosiones de insectos que estimulan a los peces a alimentarse con mayor intensidad.

Pero por supuesto, cada lugar puede ofrecer sus propias condiciones y características, en diferentes épocas del año, por lo que cada pescador debe ser un observador paciente para identificar cuáles son las condiciones más propicias para la pesca.

Más sobre Pesca con Mosca

ComentariosDeja tu comentario ↓
cerrar
Te invitamos a seguirnos en Facebook.