Cómo pescar con scuds o camarones

Los scuds son pequeños camarones, que habitan prácticamente todas las aguas interiores de Chile. Su relevancia en la pesca radica en que poblaciones saludables de este crustáceo resultan, a su vez, en poblaciones sobresalientes de truchas trofeo.

Guía de: Pesca con Mosca

En los círculos de pesca con mosca es prácticamente un secreto a voces que aquellos lagos con abundantes y saludables poblaciones de scuds tienen a su vez poblaciones de truchas de tamaños trofeo. No es cualquier lago, sino que sólo aquellos con una alta concentración de calcio, que es precisamente el elemento que permite a estos pequeños crustáceos desarrollar su característica caparazón y así abundar en el entorno.

Las truchas que cohabitan con estas poblaciones logran tamaños enormes, encontrándose casos emblemáticos como el Lago Pollux, poco más al sur de Coyhaique, y el mítico Lago Strobel, en la sección más remota de la Patagonia Argentina.

En otras latitudes, particularmente el caso de la Columbia Británica, la provincia canadiense a orillas del Pacífico, la cantidad de lagos con poblaciones de estos crustáceos es aún mayor, incluyendo además especies que llegan a grandes tamaños, lo cual también ayuda a transformar a estos crustáceos en un elemento fundamental de la dieta de las grandes truchas.

Biología e identificación de los Scuds

Un scud de la familia Hyalella

Foto: Rodrigo Sandoval U.

La familia de scuds más abundante en Chile es la Hyalella, cuyos especímenes se caracterizan por un tamaño que no supera los 8 mm de largo, pero que se desarrolla en abundancia, en especial en aguas quietas como lagos, lagunas, y también arroyos de poca corriente.

Los scuds pertenecen al orden Amphipoda, de la clase Crustacea. Se reconocen dos familias esencialmente, Gammarus y Hyalella, siendo estos últimos más pequeños que los primeros. Justamente, la familia Hyalella se ha identificado como más resistente a las variaciones químicas y térmicas, por lo cual ha logrado una mayor distribución y abundancia. Aún así, en general no toleran aguas con alto nivel de polución y ya que son adeptos a los lugares con poca profundidad, no son muy abundantes en embalses y estanques con grandes fluctuaciones en el nivel de las aguas.

En general se consideran organismos pequeños, ya que la mayoría de las especies no supera los 7 mm de largo, aunque en algunas especies, particularmente de la familia Gammarus, logran alcanzar una talla de 1 cm. Tomando en consideración todas las especies, la equivalencia en anzuelos para montar patrones es tamaños 10 al 18.

Las diferentes especies coinciden en el colorido: gris o bien café claro. Sus patas se encuentran bajo el tórax y sus agallas bajo el abdomen. Sus cuerpos presentan una cierta curvatura, aunque al nadar se mantienen rectos. Las hembras son levemente menores en tamaño que los machos, los cuales las llegan a acarrear por varios días en la época de apareamiento.

Patrones de Imitación de Scuds

La creatividad de los atadores de diferentes latitudes ha permitido ofrecer varias alternativas para nuestras cajas de moscas, pero hay una importante consideración que tener en mente. Existe cierta costumbre de algunos atadores de montar imitaciones en anzuelos curvos, tomando como referencia la apariencia y postura de estos crustáceos cuando los tenemos en reposo. En la foto se ve que se encorva, en forma muy similar al conocido chanchito de tierra. Pero si estamos buscando imitar estos organismos en su estado natural de actividad en el agua, se requiere considerar que en esos momentos mantienen el cuerpo estirado, lo cual les permite moverse y nadar con agilidad. Por ello, es fundamental considerar sólo patrones en anzuelos rectos, aún cuando su diseño sea muy simple como las dos alternativas que se indican a continuación.

Ernie Scud, imitación originaria de Canadá

Foto: Carlos Correa F.

El Ernie Scud es un patrón de éxito en la Columbia Británica y ha exportado sus logros hasta la Patagonia Chilena.

Ernie Scud

Es una imitación diseñada por Ernie Schmidt, un reconocido mosquero originario de la Columbia Británica en Canadá, y que se ha especializado por varias décadas en la pesca de grandes truchas en los innumerables lagos de dicha provincia. La técnica de montaje del Ernie Scud se caracteriza por ser extremadamente simple en sus materiales y aplicación, lo que facilita el poder atarlo incluso en tamaños muy pequeños y en grandes cantidades para llenar una parte de la caja.

Plastic-back o plastic-strip scud

Foto: Rodrigo Sandoval U.

El Plastic Back Scud es una imitación muy simple y obvia que también ha logrado su cuota de capturas en aguas australes.

Plastic-Back o Plastic-Strip Scud

Esta imitación resulta un poco más evidente y se basa en varias técnicas de atado y materiales relativamente comunes en el montaje de imitaciones de ninfas de insecto. La característica más especial de este diseño es precisamente la adición de una pequeña tira de plástico por sobre el patrón, la cual hace las veces del caparazón de estos organismos.

Pescando con Scuds

La excesiva luminosidad los ahuyenta, por lo que se los encuentra en mayor actividad en sectores oscuros o bien en las horas de poca luz, particularmente desde el atardecer al amanecer. A diferencia de los insectos, los scuds no pasan por metamorfosis y por tanto no se les identifica un periodo de eclosión, y por tanto se los encuentra activos incluso en los fríos meses de invierno. Por estas razones, el mejor momento para presentar patrones de scuds es en las horas extremas del día, ya sean en meses calurosos o fríos.

Para presentar adecuadamente una imitación de scud es necesario llevar este patrón cerca del fondo o bien cerca de la vegetación. Por ello se acostumbra lastrar estos patrones, para acelerar su hundimiento, además de darle tiempo a que éste tome profundidad. Por otro lado, su nado es relativamente errático, por lo que se hace necesario establecer un ritmo de recogida adecuado a cada situación. En ocasiones resulta más exitoso aplicar recogidas rápidas e intermitentes y en otras ocasiones, un ritmo más pausado y lento resulta ser la clave.

Hay quienes prefieren usar líneas de hundimiento para lograr la profundidad necesaria de presentación con mayor facilidad, pero la recomendación más exitosa es la siguiente: una línea flotante, un líder largo, de cerca de 6 metros (el doble del largo de la caña o más) tan delgado como un 5x.

Una clave fundamental de este esquema de pesca con scuds es la paciencia y el control. Las picadas de las truchas a estas imitaciones son levemente perceptibles y muchas veces pueden dar la idea de que el patrón se enredó en la vegetación del fondo. Es importante tomar este tipo de picada en consideración y tratar como tal cualquier resistencia que se perciba en el proceso de recogida.

Presentación de scuds en un lago patagónico

Foto: Rodrigo Sandoval U.

La presentación delicada y paciente es una técnica clave para lograr éxito en la pesca con imitaciones de scuds.

Más sobre Pesca con Mosca

ComentariosDeja tu comentario ↓
cerrar
Te invitamos a seguirnos en Facebook.