Inicio » Artes Marciales » Equipo

Nocaut (K.O.), cuando se acaba la pelea

Un nocaut significa que el competidor está fuera de combate. Es una contusión, que puede tener serias consecuencias en la salud. Conozca más sobre sus síntomas, y algunas recomendaciones tanto para evitarlos como para retomar el entrenamiento cuando se ha sufrido un nocaut.

El término nocaut viene del inglés knock-out (K.O.), que significa “fuera de combate”. Significa que el luchador no puede levantarse por un período más o menos prolongado de tiempo, ya sea por agotamiento o por el daño causado por los golpes recibidos.

También existe el concepto nocaut técnico (T.K.O.), en que el árbitro decide que el peleador no puede continuar en combate por encontrarse en condiciones demasiado inferiores a las de su rival.

Nocaut

Foto: AP

El nocaut puede ser causado por el rival o decidido por el árbitro, si este considera que uno de los peleadores no puede seguir.

En gran cantidad de artes marciales y deportes de contacto pleno una manera de ganar el combate es por nocaut. Pueden darse tanto en combates como accidentalmente durante los entrenamientos, y los nocauts no sólo ocurren en deportes de combate, ya que realizando prácticamente cualquier tipo de actividad física se corre el riesgo potencial de sufrir un golpe en la cabeza.

En términos médicos ¿Qué es exactamente un nocaut?

Según la página www.sportsinjuryclinic.net una lesión en la cabeza, causada por un golpe, es una contusión. Esto consiste en un proceso fisiológico en que el cerebro se mueve abruptamente dentro del cráneo, golpeándose contra las paredes internas de éste. También se le llama comúnmente T.E.C., o traumatismo encéfalo craneano.

Al contrario de lo que frecuentemente creemos, una contusión no necesariamente puede implicar la pérdida total de conciencia, dado que existen distintos tipos o niveles de contusión, pudiendo ésta ser leve, moderada o severa. Todas ellas comparten algunos síntomas que difieren sólo en su intensidad: Es común el mareo y dolor de cabeza, y una sensación de tener un pito o zumbido en el oído, todos ellos más fuertes cuanto más grave es la contusión.

Revisemos algunos síntomas de los distintos tipos de contusión:

Entre los síntomas de una contusión leve podemos encontrar un poco de confusión mental, algo de mareos, dolor en la zona del golpe, pero no afecta el equilibrio del atleta.

Una contusión moderada conlleva confusión mental, pérdida del equilibrio, pérdida de memoria antes del traumatismo, posiblemente nauseas o vómitos y a veces pérdida de conciencia por un período no mayor a 5 minutos.

Cuando existe una contusión severa hay confusión mental que dura más de 5 minutos, pérdida de conciencia que también supera este límite de tiempo, pérdida de memoria más prolongada y posiblemente un aumento de la presión sanguínea, junto con una baja en la frecuencia cardíaca.

Según ésta misma página recomienda, cuando alguien que ha sufrido una contusión “debe detenerse inmediatamente del combate, ésta persona ser revisada siempre por un médico, y evitar los deportes que impliquen posibles colisiones por al menos 3 semanas”. Repetidas lesiones de este tipo pueden implicar la necesidad de retirarse del deporte que se practica.

Cuando se ha sufrido una contusión o nocaut la vuelta a la práctica se debe hacer con autorización médica, una vez que ya no hay síntomas. Esta debe hacerse de manera gradual, primero con cargas livianas de ejercicio físico, luego se puede aumentar la exigencia pero evitando el contacto. Se puede después ya volver a la práctica normal, evitando el contacto por un período de tiempo que un profesional determine, y en todo caso si algún síntoma regresa, hay que dar marcha atrás y esperar un poco más antes de seguir entrenando normalmente.

Nocaut

Foto: AFP

Un luchador siempre debe extremar los cuidados para evitar lesiones cerebrales.

No puedo enfatizar lo suficiente la importancia de cuidarse de lesiones en la cabeza, y de siempre consultar a un médico cuando se produce uno. Según la página www.netdoctor.net.uk existe un riesgo enorme tras estos golpes, entre los cuales encontramos la ruptura de vasos sanguíneos, inflamación del cerebro, y, cuando los golpes ocurren repetidamente, incluso existe una posibilidad de desarrollar hasta epilepsia. No es para nada algo menor.

Fomentar la responsabilidad

Para evitar accidentes hay que ser responsable y conocer los límites: No exponerse imprudentemente a un riesgo. Esto es tanto por parte de quien practica, como de su maestro, quien debe velar por el bienestar de sus alumnos, y tiene más conocimiento y experiencia. Esto aplica tanto durante el entrenamiento, como en instancias competitivas, donde es imperativo que un maestro altamente capacitado evalúe con extrema prudencia y profesionalismo si su alumno está en condiciones de competir.

Para minimizar los riesgos de sufrir contusiones, en muchas organizaciones se acostumbra usar cascos o cabezales para combatir. Una buena guardia ( ver Glosario) es fundamental para evitar las contusiones, ya que es la única manera de proteger el rostro y cabeza, y trabajarla concienzudamente debe ser de máxima prioridad para alguien que desea practicar deportes de combate. Así que ¡Las manos arriba!

Más sobre Artes Marciales

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X