Inicio » Autoayuda » Equipo

¿Tiene usted la Vibración del 9? Reconózcase

Las personas que llevan el número 9 desean compartir su conocimiento con la Humanidad, son compasivas, de mente abierta, muy idealistas y sienten con facilidad las necesidades de otros.

El número nueve es un gran benefactor de la Humanidad, talentoso, brillante y tremendamente inteligente. Pero por  su  desinterés para consigo mismo, incluso entregará  imprudentemente. Desea compartir su conocimiento con la Humanidad, es compasivo, de mente abierta, muy idealista y siente con  facilidad las necesidades de otros,  hasta el punto de sufrir por la impotencia de no poder socorrerlos. Por esta razón, una persona con esta vibración se va a ocupar más de establecer un legado para la sociedad y crear algo más grande que sí mismo, que de estar presente para su propia familia.

Maneja a todo el entorno familiar pero desde la distancia afectiva. No hay un compromiso con los otros, como lo hace un 8. Prefiere proveer el dinero para que sus familiares se hagan cargo, mientras lo dejan tranquilo. Encerrado en sí mismo, no se comparte. Es narcisista, no se siente contenido por los demás. Cree que tiene que salir al mundo, aunque esto lo hace en forma inconsciente, desde el legado. Crea un camino de construcción personal donde siempre es una especie de ermitaño. Le cuesta una barbaridad el mundo de los afectos, de las vinculaciones emocionales; más bien no le interesan mucho.

Constructor de dinastías

Vibración 9

Imagen: Aetos

Para los 9 el legado que puedan dejar es primordial.

El 9 no es un número sexual (lo pasa bien pero no se compromete pues está pensando en la creación de un legado a partir de su apellido, que es más grande que él y el Universo completo). Tiene sexo para tener hijos, por el legado que les va a dejar, pero no se vincula con ellos. Sin embargo, el legado económico del 9 permitirá el sustento de los hijos, nietos y más. Un 9 funciona en base a un apellido, no muy ostentoso pero lo transforma en una leyenda. Es el apellido el que le va a abrir puertas, aunque no tenga un peso. La construcción de una dinastía está dada por un 9.

Un 9 no se va a casar nunca o en muy raras ocasiones, con alguien que él no crea que es su igual o que asciende dando un salto cuántico. No es como el 3 que es un escalador. Tiene que casarse con alguien que ya tenga un camino potente hecho y que lo va a cimentar aún más para establecer ese legado.

El 9 tiene la sensación de que ha sido bendecido por los dioses para triunfar en todo lo que se proponga. Tiene las habilidades para hacer sentir a cada uno como único e irrepetible, por lo que es muy querido. Al involucrarse sanamente con un 9, uno se transforma en el amigo que guarda todos sus secretos. Genera grandes lealtades.

Es un número que lleva un gran peso cuando no ha logrado sus metas. Si no consiguió en su vida cosas importantes para él, va a hacer sentir a los hijos unos grandes perdedores. No es un número motivador, ni contenedor. No le gustan los dramas de la familia. Es el típico padre ausente que siempre está trabajando, pues hay otras cosas que lo motivan. Le cuesta mucho ser feliz, porque no tiene conciencia de que la felicidad debería desarrollarla a través de la familia. El 9 necesita trascender a la muerte, necesita sentir el Universo, porque es un número en que se supone que se llegó a la evolución máxima. Ya no se debería volver a encarnar en otro número. Significa que ya se vivió todas las encarnaciones y ahora este legado lo supera, su vida es más grande que el tiempo y la muerte.

Su talón de Aquiles es que al mirar hacia atrás, podría ver que sus hijos son un montón de zánganos que creó su ausencia y que no van a ser capaces de sostener su legado. Normalmente los 9 tienen hijos 1, 2 y 6, números que no los van a ayudar a mantener el imperio. Cuando se vean con dinero se lo gastarán rápido.

La madre 9 está ocupada en mantener sus propios legados, en una búsqueda más allá de los conceptos de familia. Es cíclica, con altos y bajos.

El 9 quiere que todos los números que le rodean se hagan cargo de sí mismos. Si él pudo, entonces el resto también puede. Sólo tenderá la mano una vez que vea que tú hiciste todo lo posible para salir adelante y no pudiste.

El camino del nueve

Un 9 evoluciona cuando aprende a desarrollar su gran humildad y evitar la subvaloración personal. Debe exponer las dudas de inmediato en lugar de aceptar todo en silencio. Lucha contra una profunda ansiedad de que las cosas no le resulten. Tiene que invertir en sus relaciones afectivas sabiendo que no lo apartarán de sus metas o logros. A veces cree que se relaciona con otros, pero es simplemente una creencia, porque no se está entregando. La pregunta que se debe hacer es ¿Qué me sucede con esa persona, tengo interés verdadero en ella o me estoy vendiendo un cuento?

Nueve famosos: Sebastián Piñera, Michele Bachelet, Cecilia Bolocco, Mario Kreutzberger, Eva Gómez, Francisco Varela, Hugo Chávez, Andrea Bocelli, Anthony Hopkins, Anthony de Mello, Benazir Bhutto, Bette Davis, Billie Holiday, B. K. S. Iyengar, Bob Marley, Brigitte Bardot, Carl Jung, Criss Angel, Elvis Presley, Francisco Franco, Harrison Ford, Jack Kerouac, Jim Carrey, Jimi Hendrix, Joseph Stalin, Ricky Martin, Mohandas Gandhi.

Más sobre Autoayuda

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X