Inicio » Autos »

Nürburgring, prueba de fuego para autos deportivos

Estrechamente relacionado con los Grand Prix y los autos de carrera, Nürburgring es uno de los trazados más impresionantes del mundo. Hoy se utiliza como lugar de pruebas de los mejores deportivos del mundo.

Guía de: Autos

El trazado de Nürburgring fue ideado al comienzo de la década de 1920 para albergar esas crecientes carreras en caminos públicos que normalmente terminaban en desastres. Siguiendo el ejemplo del espectacular trazado italiano de la Targa Florio (circuito montañés de gran extensión en Italia) nació Nürburgring en Alemania con cerca de 30 kilómetros de recorrido, nombre que significa “el anillo de Nürburg”, llamado así por el castillo que llevaba este nombre y que el trazado serpenteaba a su alrededor.

Circuito de Nürburgring

Foto: EFE

Circuito de Nürburgring.

A lo largo de los años, fue reconocido por su espectacularidad visual – está trazado a través de un espeso bosque- y por su complejidad, basada en una gran cantidad de curvas y rectas muy variadas que requerían mucho entrenamiento para ser recordadas por los pilotos –el primer trazado tuvo 172 curvas-. Su tremenda extensión y su alto nivel de peligrosidad lo sacaron parcialmente de los calendarios de las competencias entrados los años setenta, sumado a la casi imposibilidad de televisar las competencias por su extensión, convirtiéndose hoy en un vivo testigo de la historia del automovilismo.

Hoy el circuito se mantiene en perfectas condiciones, en el que se utiliza la parte norte de 20 kilómetros llamada “Nordschleife”, cualquier persona puede ir y pagar para recorrerlo en su automóvil a toda velocidad o bien arrendar un recorrido en el “taxi” del circuito, pero Nürburgring tiene una connotación muy especial para los autos de producción deportivos. Al ser un trazado mixto, exige muchísimo la configuración de cualquier automóvil, con curvas cerradas, lentas, rápidas y muy rápidas, además de rectas en subida y bajada, por lo que un buen tiempo es sinónimo de un gran equilibrio. Su variedad y complejidad le hicieron poseedor del apodo “el infierno verde”, otorgado por Sir Jackie Stewart, excampeón mundial de F1.

Algo no menor, es que las marcas lanzan versiones con configuraciones especialmente adaptadas para el circuito, como por ejemplo el Subaru Impreza WRX Spec-C. El tipo de trazado permite que un automóvil de gran potencia y alta velocidad final, sea sobrepasado por un automóvil de menor potencia y menor velocidad final, pero con más equilibrio para frenar y doblar, siendo así el tiempo obtenido al recorrer el circuito. Éstos datos se han transformado en referentes muy importantes para las marcas, las que generalmente durante el período de pruebas previo a la presentación de un nuevo modelo, como sucedió con el Porsche 911 GT2 RS, lo lancen al autódromo para buscar algún récord nuevo para autos de producción.

Cada automóvil que logra un nuevo récord se transforma en una noticia no menor en los medios relacionados con el mundo motor, otorgando así un dato importante a la hora de seleccionar un automóvil que nos entretenga y nos llene de adrenalina.

Más sobre Autos

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X