Inicio » Básquetbol » Equipo

100 puntos en un partido, la hazaña de Wilt Chamberlain

La gente enloqueció e invadió la cancha cuando Wilt Chamberlain llegó a los 100 puntos y dio forma a un récord inolvidable y hasta hoy vigente.

¡Pásensela a Wilt! ¡Pásensela a Wilt!, gritaban los compañeros de equipo de Wilt Chamberlain en una inolvidable jornada de básquetbol del 2 de marzo de 1962.

Los otro cuatro integrantes del quinteto de los Filadelfia Warriors sabían que Wilt estaba en racha y que le estaba cayendo todo, lo había demostrado durante esa tarde demoliendo la resistencia que podían ofrecer los jugadores de los New York Knicks que pasaron a ser las víctimas de un juego memorable.

100 puntos

Agencias

Terminado el partido y establecido el mayor récord de anotación individual en la historia de la NBA, un relacionador público escribió 100 en un papel y se lo pasó a Chamberlain. Las imágenes tomadas después inmortalizaron el momento.

Con el Hershey Park Arena como escenario, este jugador, para algunos el mejor de todos los tiempos, dominó el partido con cifras impensadas incluso para su comportamiento habitual en la cancha. Su promedio desde la línea de tiros libres era más bien bajo, pero ese día encestó 28 de 32 lanzamientos en un partido en que le salió todo.

Él mismo, consultado sobre su alza espectacular en el promedio de tiros y a qué la atribuía, simplemente contestó: “No sé”.

Ese año, 1962, fue el tercero del jugador en la NBA y sobre su performance en la cancha declaró: “Me estaba saliendo todo, no hacía mas que batir récord tras récord, tuve la sensación de que estaba en racha”.

Durante el primer cuarto del partido, los Warriors se pusieron arriba 42-26 y Chamberlain se matriculó con 23 puntos, más de la mitad de todo lo que había marcado su equipo. En la primera mitad, sumó 41 puntos y en el tercer cuarto añadió otros 28.

Ya en el último cuarto la audiencia enloqueció con las jugadas y la efectividad de Chamberlain: ¡Queremos 100! gritaba el público. La marca sobre él se hizo feroz para impedir que lograra esa tremenda hazaña y cuando faltaban 46 segundos para el final recibió un pase de su compañero de equipo Joe Ruklick que demoró poco en convertir en una canasta: Completaba así los 100 puntos y provocaba que el público invadiera la cancha antes de terminar el partido.

100 puntos

Reuters

Los Warriors de Filadelfia junto a Chamberlain contribuyeron a construir el récord de los 100 puntos.

Terminado el juego, un relacionador público escribió 100 en una hoja de papel y se la dio a Chamberlain para que fuera fotografiado. La imagen permanece hasta hoy como un récord imbatible al que sólo se ha acercado, aunque a distancia, Kobe Bryant con sus 81 puntos enfrentando a los Toronto Raptors el 23 de enero de 2006.

Muy en su estilo, Wilt se ufanó después diciendo que si no hubiera salido la noche anterior y dormido poco, bien pudo haber llegado a los 140 puntos.

En la época en que hizo su récord no existían los lanzamientos de tres puntos. No hay registro en video del partido y sólo queda como testigo de ese histórico momento una transmisión radial.

En los 90, más de tres décadas después, Wilt Chamberlain dio la importancia debida que le negó en un comienzo a su hazaña, la más contundente en el básquetbol desde que se inventó esta disciplina: “En la medida que pasa el tiempo, me siento más y más parte de ese juego de los 100 puntos. Se ha convertido en mi asidero y me he dado cuenta de lo que realmente hice”.

La lista de récords de Chamberlain es extensa: es el único jugador que pasó los 4000 mil puntos en una temporada, promedió 50,4 puntos en la sesión 1961-1962  y su media por juego se alzó a los 48,5 puntos. Además, fue cuatro veces MVP de la NBA.

Algunos lo consideran el mejor de la historia por las características de su juego, su destreza y los números que acumuló, ninguno tan relevante como los memorables 100 puntos que pasaron por sus manos en esa jornada de 1962.

Más sobre Básquetbol

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X