Inicio » Belleza »

La “niña vieja”: joven británica luce de 60 años por extraño trastorno que la envejece

Zara Hartshorn tiene 20 años pero desde niña luce como una mujer mayor, debido a que padece cutis laxa, una patología muy poco frecuente.

Guía de: Belleza

A menudo son noticia mujeres y hombres que desafían el tiempo y lucen mucho más jóvenes de lo que son, ya sea porque llevan una vida sana, entrenan o se realizan cirugías.

Pero el caso de Zara Hartshorn es bien distinto. A sus 20 años, esta joven británica sufre de un extraño trastorno que la hace ver mucho mayor.

daily1

Zara Hartshorn hoy tiene 20 años, pero parece una mujer mucho mayor / Channel 5 – Daily Mail

Según reporta Daily Mail, cuando tenía 16 años, Hartshorn viajó a Estados Unidos para realizarse un costoso lifting que la hiciera ver de su edad. No solo era una cuestión estética: la adolescente debía atravesar esta etapa de su vida con una apariencia que delataba cuatro décadas.

daily2

Izquierda: Zara a los 15 años, antes de la cirugía.  Derecha: Zara cuando era una niña. / Daily Mail

El primer diagnóstico indicó que sufría lipodistrofia, una patología que hace que la grasa se disuelva y por fuera se vea como si la persona tuviera arrugas. Pero tras ser llamada “abuela” y “mono”, Zara ahora debe lidiar con dos nuevos problemas: por un lado, los efectos de la cirugía se están desvaneciendo y le han informado que lo que padece, en realidad, es cutis laxa.

La cutis laxa, una enfermedad aún más extraña que la lipodistrofia, hace que la piel se vuelva flácida, arrugada y abundante y puede afectar también al esqueleto y otros órganos, como el corazón. En su hogar esto no una novedad: su madre de 43 años sufre lipodistrofia y también luce mucho mayor.

daily3

De izquierda a derecha: la madre de Zara (43 años), su hermana Chloe (16 años, no padece la enfermedad) y Zara (20 años) / Pantallazo Daily Mail.

La muchacha reconoce que se ha preocupado más por las consecuencias estéticas del trastorno que por los serios problemas que podría provocarle a su salud: “Mi salud me preocupa, pero sólo cuando lo pienso. La mayor parte del tiempo me olvido de ello, lo cual no es algo bueno”, declaró la joven.

Según relató, tras ser advertida de que su corazón podría fallar, decidió ocuparse del aspecto más complicado de la cutis laxa y someterse a un estudio cardíaco que determinó que, afortunadamente, su corazón está sano.

daily4

Zara cuando tenía 15: muchas veces debió mostrar su acta de nacimiento para que le crean la edad. / Daily Mail

Para una muchacha de 20 años, sin embargo, las consecuencias estéticas siguen siendo devastadoras: “Mi lifting se ha venido abajo, especialmente cuando sonrío y no me agrada. Es horrible, me hace sentir vieja.”

Pese a todo, Zara está determinada a aceptar su condición y sacar algo positivo: “Para mí, el futuro será intentar ayudar a tanta gente como sea posible, a quienes padecen la misma enfermedad que yo”.

Más sobre Belleza

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X