Sandra Bullock resurge tras vivir un momento extremo: ¿Por qué los divorcios nos afectan tanto?

La actriz llegó a la cima y todo se desmoronó de golpe: Su marido le fue infiel y allí comenzó un proceso desolador

Guía de: Celebridades

sandra-bullock-mostro-por-primera-vez-la-cara-de-su-hija-954306

Si piensas que una celebridad mundial de la talla de Sandra Bullock está exenta de sufrir los divorcios, te equivocas de cabo a rabo. Aún se encuentra latente en la memoria de todos la cruda “Historia de un matrimonio”, protagonizada por Scarlet Johansson. Algo así de infernal puede ser los finales de matrimonio. Tan devastadores para las personas como lo enseña el film.

Y lo mismo cuenta si eres una persona anónima o una estrella de Hollywood. Un proceso así atravesó la mismísima Sandra Bullock. Y más insólito inclusive, la ruptura afectó hasta su grandiosa carrera, que se vino a pique en los días del proceso de separación. Recién ahora la querida actriz intenta levantar cabeza y nadie especializado en cien apostaría que lo logrará: los trenes de la popularidad son raudos, pasan y se van.

Febrero de 2010 fue un mes idílico para la actriz. En aquellos días la actriz recibió su primer Oscar por Un sueño posible. Y más: recibía en adopción a su primer hijo, Louis. Desde la alfombra roja Sandra agradeció a su marido Jesse James. Bullock estaba en las nubes. Pero el momento soñado duró lo que arena en las manos: treinta días después dos comunicados se cruzaban con furia en la prensa. Sandra se disculpaba de no presentarse al estreno de la exitosa película en Londres, algo le hacía imposible viajar.

El comunicado posterior de James aclaró todo: pedía perdón por su infidelidad con una modelo de tatuajes. Sandra quedó devastada. Todo su proyecto de familia estaba destrozado; el padre que había elegido para Louis sencillamente no estaría allí para acompañarla en el sueño.

James fue cruel. O al menos su laconismo sonó a cinismo: “la infidelidad es parte de la vida”, dijo semanas después. Ya no se sentía tan avergonzado como un mes atrás cuando anunciaba su traición. Por aquel entonces, los medios hablaban de la dolorosa ruptura, que se llevaba adelante en los peores términos.

Sandra jamás retomó el ritmo de filmación. Otra niña había llegado a su vida, pero las pausas en los rodajes no tenían que ver con una elección. La actriz no podía recuperarse. En agosto de 2015 la actriz conoció a Brian Randall y ya no se separaron más. Sandra volvió a  componer su autoestima y alcanzó el equilibrio emocional, cuidando su vida privada como pocas otras celebridades en la historia de Hollywood; días atrás, con motivo de la pandemia, presentó a Laila, recién ahora.

La pareja se lleva de perlas. Y ahora, a los 55 años, la artista intenta volver a las grandes ligas. ¿Ya pasó su momento? Es posible. Pero obtuvo algo mucho más difícil de obtener, si es que es eso lo que sueñas, un hogar.

3254331w1033

Más sobre Celebridades

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X