Inicio » Ciclismo Urbano » Equipo

Bicicletas híbridas: Conoce sus tremendas ventajas

Este vehículo-híbrido, mediante un pedaleo asistido por el motor eléctrico, puede perfectamente ser el empujón que falta para la inclusión total de la bicicleta en el contexto social-urbano.

La tecnología aplicada al mundo de la bicicleta viene avanzando y evolucionando de buena manera estos últimos 10 años. Ya les mostré herramientas tecnológicas útiles en nuestro constante pedalear, como lo es la red social Endomondo. En esta ocasión les mostraré las llamadas bicicletas-híbridas (eléctricas), las cuales no son más que vehículos híbridos de bajo costo (en comparación a un automóvil).

Estas bicicletas-híbridas (no confundir con las bicis fusión de pistera-montañesa y menos con las molestas bici-motos a bencina) en mi opinión,  pueden ser un buen paso para que este medio de transporte entre en el subconsciente social y desde ahí se fomente su masificación.

Bicicletas híbridas

Foto: Cristián Carvallo

Una bicicleta-híbrida puede funcionar con los pedales o con una batería eléctrica.

Ya sé que hay ciclistas que no están de acuerdo con estas bicicletas porque realmente le quitan el “romanticismo” a este vehículo, cuya esencia consiste en moverse gracias a nuestro propio esfuerzo y piensen que va en desmedro de todo lo que han luchado para conseguir las escasas ciclo-vías con las que contamos. Pero es preciso entender que muchas personas no se suben a la bicicleta por comodidad y/o capacidad física, por ejemplo, en términos prácticos, puede que a un trabajador le resulte fácil ir al trabajo en bici porque el camino a transitar sea en bajada, pero de vuelta, la subida es tan difícil que volver a su casa sea una verdadera proeza de titanes, como en el caso de Valparaíso.  Este vehículo-híbrido, mediante un pedaleo asistido por el motor eléctrico, puede perfectamente ser el empujón que falta para la inclusión total de la bicicleta en el contexto social-urbano.

 

¿Cuales son las ventajas de una bicicleta-híbrida eléctrica?

Una bicicleta-híbrida puede funcionar de 2 maneras. La primera consiste en ocuparla de forma tradicional, o sea, pedaleando como en cualquier bicicleta, solo que nuestro pedaleo genera energía eléctrica a través de un de un dínamo, la cual se almacena en una batería pequeña incorporada en el marco de la bicicleta. La segunda manera consiste en el pedaleo asistido, el cual se ocupa por ejemplo, cuando el camino se vuelve muy pesado, entonces se prende el motor que tenemos cargado con nuestro propio pedaleo y podemos circular sin esforzarnos tanto, a una velocidad promedio de 25km/h.

Dentro del mercado podemos encontrar varios modelos, casi todos de origen asiático, europeo y el destacable caso de Colombia, que cuenta con su propia fábrica nacional. Las bicicletas-eléctricas podemos comprarlas en tiendas especializadas o bien a través de internet y sus valores fluctúan desde los $250.000 (USD $500) en el caso que queramos comprar el motor eléctrico e instalárselo a nuestra bici; hasta $1.400.000 (USD $2,800), las de última generación.

Es tan llamativo y prometedor este mercado que ya se están generando prototipos de lo que será la evolución de estos vehículos. Acá pueden ver la The Copenhagen Wheel, un proyecto del MIT que integra en la rueda trasera un pequeño motor que usa la energía sobrante de cuando frenas, e incluso la fábrica AUDI, lanzó un modelo prototipo, el cual se ve bastante interesante porque no incluye la tecnología como un accesorio, si no que la hace parte integral de la bicicleta y dudo bastante que algún ciclista no desee probarla: La E-Bike.

A tener en cuenta

Lo principal que debemos entender es que este es un vehículo-híbrido y como tal no debe ser comparado con una bicicleta normal, pero ayuda enormemente a dar el gran paso de las 4  a las 2 ruedas al común de la gente no asidua a la bicicleta. Imagínense que todos los días estos nuevos usuarios empiecen a autoimponerse metas y de apoco dejen de utilizarla como híbrido y solo la utilicen a tracción humana, me parece un buen norte. Además con esto no solo se asociaría este vehículo a un grupo etario de jóvenes o adultos jóvenes. También se expandiría a los adultos e incluso a la 3ª edad. En lo personal me encantaría ver a mayores de 60 años disfrutando de una bicicleta.

Obviamente para las e-bikes, a medida que vayan masificándose en el mercado nacional, como en el caso de Japón, será necesario contar con normas y leyes especiales que las regulen, porque las más modernas pueden alcanzar los 60 km/h o más, de forma continua, cosa que una bicicleta normal difícilmente lograría y sería injusto compartir ciclo-vías con ellas. Para esto las autoridades deben prever, analizar y proponer desde ya, normas claras que rijan su funcionamiento como por ejemplo impedir que circulen a mas de 40 km/h o bien, que cuando circulen, lo hagan según se estén utilizando, por ejemplo si se usa de bici, que esta transite por la ciclo-vía; pero si se usa como vehículo híbrido y a más de 40 km/h, lo haga por la calle como una moto. Y Ustedes ¿Qué opinan de las bicicletas-híbridas eléctricas?

Más sobre Ciclismo Urbano

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X