Inicio » Cine » Equipo

Nicole Kidman: su meta es el Oscar

Es su vuelta en gloria y majestad. La siempre bella y cuestionada Nicole Kidman regresa a la pantalla grande en un drama protagonizado y producido por ella misma, que la posiciona en carrera por una nominación al mayor reconocimiento del cine.

“Rabbit Hole” es el drama de Becca y Howie, ambos enfrentan una crisis matrimonial provocada, en parte, por la temprana pérdida de su único y pequeño hijo en un accidente. Paradójicamente Nicole Kidman, al momento de tomar el rol principal, estaba sufriendo la lejanía de sus dos hijos adoptivos con el actor Tom Cruise, quienes prefirieron apartarse de ella. Quizá ese dolor fue la inspiración que buscó para impregnarle a su rol en este film independiente, rodado a mediados de 2009, donde  la australiana se luce en un complejo personaje que bien pudo ser un arma de doble filo, o significar su regreso en grande o un nuevo fracaso para el olvido.

Nicole Kidman

Foto: EFE

Nicole Kidman es Becca en “Rabbit Hole” , un drama en el que su personaje enfrenta la pérdida de un hijo.

La actriz de “Australia” había enfrentado fuertes críticas por el rumbo que había tomado su carrera después ganar el Oscar por “Las Horas”, pero con el premio en la mano, y como la maldición de la estatuilla dorada señala, todo se caería. Dos años después participó en el cuestionado film “Las Mujeres Perfectas” de Frank Oz y en la mediocre adaptación de la serie de televisión estadounidense “La Hechizada”. En 2008 tuvo que abandonar por su embarazo la preparación para el que sería su gran retorno: el rol de Hanna Schmitz en “El Lector” de Stephen Daldry, (el mismo que la dirigió en “Las Horas”), papel que finalmente le valió un merecido Oscar a quien tomó su lugar, la británica Kate Winslet. Malas decisiones laborales pronosticaban el derrumbe de una prometedora carrera que caminaba por las vías del quirófano y una expuesta vida personal.

Pero al momento de llegar el guión de “Rabbit Hole” a su vida, el rol principal venía precedido por el éxito. Cynthia Nixon, la misma chica trabajólica de la exitosa “Sex and the City”, había interpretado este papel en las tablas siendo premiada el 2006 con un Tony a la Mejor Actriz Drama en teatro. La obra, que fue adquirida por la productora de Kidman, Blossom Films, nos trasporta al derrumbe y hundimiento de una pareja que se niega a enfrentar la muerte y una crisis matrimonial juntos, cada uno buscará su propia libertad atravesando un profundo cambio personal. El actor Aaron Eckhart, está solvente en su rol de marido y equilibra un reparto donde su compañera principal se roba la película.

Pero “Rabbit hole” no es solo una simple película para Kidman, es su hijo cinematográfico. Siguiendo la técnica que utilizó Charlize Theron en “Monster”, produjo y protagonizó un film independiente buscando alejarse del esteriotipo de la actriz bella que no podría retomar un rol serio, y acertó. Las críticas se han concentrado en su destacable desempeño con recompensas; aunque las posibilidades de volver a ganar la estatuilla dorada son nulas frente a una sólida Natalie Portman (“Cisne Negro”), ha sido nominada como Mejor Actriz Principal en los Globos de Oro, Critics Choice, SAG del sindicato de actores, y los Independent Spirits. Por lo menos con el SAG aseguró una postulación al Oscar, ya que son sus pares quienes la nominaron, los mismos que tienen la opción de votar por ella para que esté sentada en primera fila en el teatro Kodak de Los Ángeles en febrero próximo.

Más sobre Cine

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X