Inteligencia emocional para Navidad, ¿cómo manejarse en estas fechas?

La inteligencia emocional es básica para tener una Navidad constructiva.

Guía de: Coaching

La Navidad es una época muy emocional puesto que las relaciones personales se intensifican en la recta final de año con todo lo positivo que ello tiene pero también, con las dificultades que plantea.

En Navidad se producen reencuentros muy esperados, pero también se producen situaciones más incómodas cuando coincides con alguien con quien no te llevas tan bien.

La inteligencia emocional es básica para tener una Navidad constructiva:

Inteligencia en Navidad

Foto: Internet

Mantener la calma y la tranquilidad en navidad es clave.

  1. En primer lugar, recuerda que si te empeñas en tener una Navidad triste, la vas a tener. Al igual que si te esfuerzas por ser feliz, lo serás. Es decir, la esencia de la felicidad es cuestión de actitud, por ello, pon el foco de atención en lo positivo.
  2. Dedica las fiestas de Navidad a descansar y a cuidar de ti para reponer energías para iniciar el año nuevo con una sonrisa.
  3. Vive el presente y conecta con el poder de este instante ya que la felicidad siempre se intensifica cuando te concentras en lo inmediato.
  4. Evita los regalos caros y no confundas las muestras de cariño con el materialismo. El mejor regalo que puedes ofrecer esta Navidad a tus seres queridos es el cariño, tu sonrisa y tu pensamiento positivo.
  5. Desconecta de las relaciones sociales propias de la Navidad buscando un espacio para ti. Por ello, puedes salir a dar todos los días un paseo diario para centrarte en ti.

Más sobre Coaching

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X