Inicio » Cocina »

Machas a la parmesana, secretos para prepararlas

Esta receta tan chilena es el plato bandera para extranjeros. Aquí le daré algunos consejos para hacer unas buenas machas a la parmesana.

Guía de: Cocina

Imagine esta escena en su mente. Ocho de la noche, el sol ya no calienta tanto en la terraza frente al mar, hemos vuelto de la playa, ya nos hemos dado la ducha post mar, tenemos un hambre voraz y no sabemos qué hacer, puede que engañemos por algunos minutos nuestro estómago, con una tostada con palta, un trozo de sandía o un vaso grande de bebida, pero siempre queremos comer algo más atractivo.

Es aquí donde podemos tener muchas ideas y no sabemos qué hacer o más bien cuál puede ser concretada. Creo que lo mejor para comer frente al mar con una copa de un rico vino blanco heladito, son las insuperables machas a la parmesana. Aquí nos podemos lucir como el mejor cocinero o también podemos caer a los bajos fondos del infierno, por equivocarnos en la receta y hacer pasar un mal rato a nuestros invitados.

Machas a la Parmesana

Foto: El Mercurio

Machas a la Parmesana.

Para lo anterior es necesario seguir unos pasos muy simples, con lo que quedarás como  el mejor chef de Chile.

1.- Anda al mercado, caleta o bote más cercano de donde estás de vacaciones y compra la cantidad de machas que requieras.

2.- De vuelta a tu casa, lávalas con abundante agua fría y escúrrelas en un colador amplio.

3.- Corta con la ayuda de un cuchillo afilado la parte trasera de las machas y ábrelas, sepáralas y lávalas con abundante agua fría.

4.- Corta la parte posterior (abdomen) con un cuchillo y reserva las lengüitas.

5.- Pon las lenguas en una tabla de cortar, cúbrelas con un trozo de film plástico y aplástalas con mucha cuidado con la parte trasera del cuchillo. Retire el film plástico.

6.- Lávalas nuevamente y dispón las lenguas sobre las conchas bien lavadas.

7.- En un bowl mezcla un poco de mantequilla con sal, pimienta negra recién molida, unas gotitas de jugo de limón, queso parmesano rallado y un chorrito de crema.

8.- Cubre las machas con esta mezcla, dispón sobre estas unas laminas de queso mantecoso y llévalas al horno caliente hasta que se gratinen.

9.- No recomiendo nada más, sólo debes comerlas con un buen vino blanco muy frío.

Más sobre Cocina

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X