Inicio » Cocina »

Tostadas, guía para disfrutar en el desayuno

A la hora de despertar no hay nada mejor que un buen café caliente y una estupenda tostada bien hecha. Esto es lo que a continuación detallaremos, las mejores tostadas para comenzar un nuevo día.

Guía de: Cocina

Es normal que después de ocho horas de dormir, el cuerpo empiece a pedirnos algo, la sensación de estómago vacío al pasar esas horas se acrecienta y la necesidad de comer algo es cada vez mayor.

Tostadas

Foto: El Mercurio

El primer paso para una buena tostada es escoger el pan y comprarlo.

Es ese el momento de la desesperación por comer algo rico, si es liviano, mejor, como un buen café,  té con o sin leche, un buen jugo de fruta, si es de naranjas recién exprimidas, sería sublime y lo mejor de todo, son las tostadas. Y es aquí donde puedo ahondar en el tema para dar diferentes tipos de cómo hacerlas y disfrutarlas.

Lo primero en esto es comprar el pan. Puede comenzar por una simple marraqueta, pan de molde (blanco o integral), los multigrano que venden son bastante buenos, también están los panes negros en molde  de centeno, cebada, sésamo, avena, amapola, etc. Todos ellos con una cobertura pueden convertirse en un gran inicio del día.

Vamos a los rellenos, estos pueden ser una untadura de mantequilla. No recomiendo la margarina, tiene mucha agua, mal sabor y extremadamente dañina para la salud. Como dato les comento que la margarina está a una molécula de ser totalmente sintética, es decir, totalmente artificial.

Una vez cortado el pan en el  caso de los panes enteros, recomiendo tostarlo en el tostador metálico que hay en toda casa o en uno eléctrico que se puede encontrar en alguna tienda comercial.

Aquí la mantequilla se empezará a derretir por el calorcito guardado, tras el posterior tostado, láminas de jamón, pavo o cerdo, quesos frescos o quesillos, queso mantecoso  o cualquiera de su gusto vendrán bien. Ahora, si prefiere el queso crema puede esparcirlo y disponer un poco de mermelada sobre este, si es de una fruta ácida, vendrán bien las frutillas, frambuesas, naranjas, guindas, etc. Si quiere reemplazar por miel también quedará exquisito.

En el caso de los rellenos a base de verduras, no es mal venida la palta recién molida con un chorrito de aceite de oliva y sal, el pan recomendado para esto es marraqueta recién tostada. Si sus ganas son comer este desayuno contundente en verano, puede poner una lámina de tomates (recomiendo con cáscara, para evitar que se desarmen, además del aporte de fibra que estas ofrecen) con unas gotitas de aceite de oliva y unas hojas de albahaca.

Más gourmet

Tostadas

Foto: El Mercurio

La tradicional y simple tostada co mantequilla puede transformarse en opción gourmet si se le agrega salmón, como en la foto.

Más adelantado y más goumet, pueden ser tostadas con huevo revuelto, previamente casque (abra) los huevos en un bowl para cereales, bata con un tenedor y cuando la sartén esté caliente con aceite, agregue los huevos y hágalos condimentándolos  con sal. Así estos quedarán más cremosos. Si no está a dieta y las grasas poco le importan puede agregar un trocito de mantequilla y/o queso mantecoso y aumentará el sabor de este plato, aunque también aumentará el rollito abdominal.

De los rellenos dulces, aparte de las mermeladas, pueden acompañarse con mantequilla o sin ella, si desea manjar también puede incorporarla. Ahora es bueno también recomendar el dulce de membrillo que puede ser frío o cubierto con una lámina de queso derretido en el horno ¡extraña combinación!. Pero lo he probado y si le gustan las cosas dulces y saladas juntas bienvenida es esta combinación.

Sólo me resta sugerir acompañar todo lo antes detallado con frutas cortadas la noche anterior (déjela en el refrigerador, para evitar que se pongan negras, producto de la oxidación del producto), acompañadas a su gusto con yogurt, leche cultivada, cereales o simplemente solitas, pero bien heladitas.

Sé perfectamente que no es un desayuno para todos los días, pero si se puede hacer el tiempito de hacerlo el fin de semana, así comenzará el día con un hambre voraz, la que será mitigada con este desayuno y después sólo le quedarán ganas de dormir nuevamente hasta las doce del día, arropado entre las sábanas y regaloneando con o sin pareja entre los brazos de Morfeo. Creo que no es malo este último consejo, para decir literalmente “guatita llena, corazón contento” o simplemente “dulces sueños”.

Más sobre Cocina

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X