Inicio » Colo Colo » Equipo

¿Qué lecciones debe sacar Basay del momento actual?

Cuando nadie se lo esperaba, el cuadro popular ganó a Cobreloa como visita. Gran parte del resultado fue que al parecer se aprendió de los errores cometidos en fechas anteriores.

Fui a Santa Laura el sábado de la semana pasada. Y además de disfrutar la mechada correspondiente, lo que vi en los 90 minutos contra Unión La Calera fue lapidario. Se puede hablar que Esteban Paredes falló varios goles, que hubo en jugadas mala suerte y una serie de otras cosas… pero el hecho fue claro: el 3-0 en contra con un equipo que hace décadas no derrotaba a Colo Colo se debió principalmente a que pocas veces se vio un equipo blanco tan mal parado en la cancha, casi inocente, con una diferencia entre delantera y defensa tan grande que parecen dos equipos distintos.

Ante ese panorama, la perspectiva frente a Cobreloa en Calama no era alentadora. Más en un reducto difícil y con público adverso. Pero el domingo pasó otra cosa: un Colo Colo más ordenado, jugando de forma inteligente, mucho más equilibrado en todas sus líneas, con los jugadores más afiatados… y se terminó con una victoria por la cuenta mínima cuando nadie se lo esperaba.

Ivo Basay

Foto: Fernando Herrera

Ivo Basay hizo varios cambios positivos frente a Cobreloa.

¿Conclusiones? Varias… pero al parecer, da la idea que Ivo Basay (sentado al fin en el banco) dejó de experimentar y se dio cuenta de ciertas cuestiones importantes. De muestra, unos botones:

a)      ¿Cómo formar la defensa de Colo Colo?

Contra Unión La Calera, nunca entendí cuál era la idea del bloque defensivo albo. ¿Me puede decir usted con qué línea se jugó esa vez? En el papel, era línea de cuatro en el fondo (Rieloff – Scotti – Vilches – Toro). Pero sucede que Rieloff y Toro subían constantemente y de forma desordenada, dejando la mayoría de las veces línea de dos o incluso de tres. Lo que sumado a la lentitud de Scotti (de hecho, la entrada de Mena hizo que algo mejorara la retaguardia) dejaba a Vilches casi como el único defensa de verdad. ¿Se podía hacer algo con eso? Y ni hablar de Toro como lateral izquierdo: muy perdido.

Pero contra Cobreloa, vino algo interesante. Fuera Rieloff (que hasta ahora no ha sido el aporte que se esperaba, ya que no sabe si subir o defender), se le dio una oportunidad a Ormeño (que juega bien cuando tiene confianza), con Manuel Bravo en la banda izquierda (aportando juventud y estado físico), y un Luis Mena titular, que da mucha más solidez y velocidad a la defensa (hasta elegido figura del partido por el CDF). Digan lo que quieran de Mena, pero en este momento es muchísimo más aporte que Scotti (que sólo parece tener buena pegada para tiros libres y cabezazo). Si se le diera continuidad a esta defensa, al menos ya no sería tan sobrepasada en los manos a mano. ¿Y vio que con algo así hasta Juan Castillo dio más seguridad atajando?

b)      ¿Puede Colo Colo jugar con un solo volante de contención?

En este momento, la respuesta es rotunda: NO.  Menos si es Rodrigo Millar, que ofrece una salida con fútbol pero que no tiene ni la velocidad ni la forma de juego para esa labor. El Colo Colo de Borghi llegó a su equilibrio con dos volantes de quite, que permitían contrapesar un equipo volcado en ofensiva. Y ante Cobreloa, vino lo mejor que se ha visto hasta ahora en el mediocampo: una dupla entre Millar y Pavez que se complementaba. ¿Se fijo que esta vez parecía un equipo sólido y no dos equipos distintos entre delantera y defensa? Con una defensa veloz y mediocampo bien armado, se avanza mucho. Equilibrio, le llaman.

c)       Además, equilibrio ofensivo

Comúnmente Colo-Colo juega con mucha gente en delantera, que no aporta en la marca y que muchas veces se pierde, al no contar con un volante creativo claro.

El domingo en Calama, las funciones se distribuyeron mejor y funcionaron también las coberturas. Wilchez colaboró más en la marca, lo mismo Fuenzalida y los contragolpes se hicieron con inteligencia. ¿Qué falta? A mi juicio, que mejore Carlos Muñoz. Pese a marcar goles, todavía no se entiende con sus compañeros. Se ve perdido en la cancha, no logra comunión con los otros (como sí ha ocurrido entre Paredes y Olivi, a veces), etc. Pero ante eso, está un inspirado Esteban Paredes que parece demostrar que la jineta le hizo muy bien.

Ojalá haya encontrado el camino, don Ivo. Y que sigamos al ataque, pero de forma equilibrada.

Más sobre Colo Colo

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X