Inicio » Cultura China » Equipo

Qingmingjie: ¿Cómo es el Halloween chino?

Durante tres días, los chinos acuden a los cementerios a quemar dinero falso, ropa y otros bienes para enviar a sus familiares fallecidos durante la celebración del Qingmingjie.

El Festival de la Claridad Pura o Qingmingjie (清明节) se celebra en China hace más de 2.500 años y es una oportunidad para las familias de recordar a sus difuntos, al mismo tiempo que marca el inicio de la primavera y la época de siembra. Es el equivalente al 1 de Noviembre para occidente, pero se celebra durante 3 días según el calendario lunar, y este año cayó entre el 2 y el 4 de abril.

La historia dice que hace miles de años, el príncipe Chong’er (重耳) fue expulsado del imperio junto a sus seguidores. Un día, al borde de la inanición, recibió un plato de sopa de carne como regalo de su fiel seguidor Jie Zhitui (介之推). Cuando le preguntó de dónde había sacado semejante delicia, Jie le respondió que se trataba de un pedazo de su propia pierna. Muy agradecido, Chong le prometió que algún día se lo retribuiría.

qingmingjie

Foto: Mariana Osorio

Lo más importante de qingmingjie es la quema de bienes como dinero falso.

Diecinueve años más tarde, Chong ascendió al trono como duque de Jin. Tras devolver muchos favores, llegó el turno de Jie, quien entonces vivía en el bosque y nunca respondió a las invitaciones de Chong.  Para obligarlo a salir, Chong ordenó quemar el bosque, pero Jie no quiso dejar a su madre y ambos murieron quemados junto a un sauce. Sintiéndose culpable, Chong decretó duelo durante tres días y le puso el nombre de Jie a una montaña.

Chong prohibió el fuego durante esos días, y desde entonces que durante la víspera se cocinan sólo platos fríos. También la gente pone ramas de sauce en las puertas para espantar a los malos espíritus.

El festival también se conoce como “el día de barrer las tumbas”, ya que la gente aprovecha de visitar con flores e incienso a sus difuntos, y limpia las malezas de los sepulcros mientras conversa con ellos. También les acercan ofrendas como comida, bebida y útiles de aseo.

Lo más importante es la quema de bienes como dinero falso -que puede ascender a millones de yuanes-, autos y I-Phones de papel, y ropa, ya que se cree que al ser quemados pasarán a sus familiares en “el otro mundo”, y éstos a cambio les enviarán buena suerte.

Pese a la fuerza de la tradición, muchos chinos no tienen dónde ir a visitar a sus difuntos, ya que debido a la sobrepoblación del país se ha hecho casi obligatoria la incineración. Debido a la falta de espacio, los cementerios son caros. En Beijing, por ejemplo, una parcela de un metro cuadrado cuesta entre 6.600 y 159.000 dólares, una cifra impagable, considerando que el sueldo promedio es de 656 dólares mensuales.

Para hacer frente a este problema, hay una forma más moderna de celebrar a los muertos. Se trata de varios portales en internet creados especialmente para que los familiares puedan escribir cartas y memoriales durante Qingmingjie. Pese a que muchos consideran que esta forma de celebrar anula el sentido de la tradición, otros creen que poner sus sentimientos a disposición de la nube es una linda forma de conmemorar a sus seres queridos.

El festival fue eliminado por el Partido Comunista en 1949, y reinsertado como feriado público en 2008.

Más sobre Cultura China

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X