La insólita clasificación de la sub 23 chilena a Sidney 2000

El rival, la nueva sorpresa del torneo, Colombia, venía de golear a Chile 5×1 dando una clase magistral de fútbol.

Guía de: Curiosidades

Los torneos preolímpicos se juegan a nivel sudamericano desde 1964, instancia en que el título fue para Argentina. La participación nacional sólo ha cumplido con éxito en dos oportunidades (1984 y 2000), aunque la selección chilena clasificó en dos ocasiones por invitación, sin avanzar rondas (1928 y 1952).

Sidney 2000

Foto: Reuters

Reinaldo Navia fue uno de los protagonistas de la insólita clasificación a Sidney 2000.

Sin embargo, la historia más sabrosa data de las olimpiadas de Sydney 2000. En aquella ocasión, la selección Sub 23 quedó virtualmente eliminada en la fase de grupo del torneo sudamericano de Brasil, con sede en Londrina, luego de caer por goleada ante Colombia (1-5). No obstante, el equipo compuesto por Rafael Olarra, Claudio Maldonado, Patricio Ormazábal, David Pizarro, Manuel Neira, Javier di Gregorio y Reinaldo Navia, entre otros, se vio beneficiado de una impredecible goleada de Brasil sobre los cafeteros (9-1), que le permitió avanzar al cuadrangular final en donde vencieron a Argentina.

La historia cuenta que un cuestionado Brasil, dirigido por Wanderley Luxemburgo, debía empatar para clasificar, de hecho si empataban clasificaban ambos equipos en ese partido. El rival, la nueva sorpresa del torneo, Colombia, que venía de golear a Chile 5×1 dando una clase magistral de fútbol.

El mito señala que los chilenos, mientras Nelson Acosta organizaba un asado en Santiago, habían realizado el check out del hotel, y tenían vuelo de regreso al país en la noche terminado el partido.

Las esperanzas nacionales eran débiles, lo que se que tenía que conseguir era un milagro, Brasil debía ganar 7×0, algo que en las mentes de todos era una ilusión.

Ataque frontal a Brasil

Los dos errores de aquél partido, por parte de Colombia, fueron que su altanería les jugó una mala pasada, debido a que salieron a atacar de manera frontal e insolente al local, con un sólo contención y jugando de manera muy abierta. El segundo error fue que determinaron que cuatro titulares salieran por precaución porque pensaban que era imposible recibir siete goles, finalmente fueron nueve dianas a favor de Brasil.

Acosta saltó de su silla, y de inmediato viajó para acompañar al “Negro” Pinto en el cuadrangular final. En donde, con agónico gol de Reinaldo Navia, Chile venció a la Argentina de Aimar. Con esta curiosa situación, una vez más el fútbol demuestra que es impredecible, mientras no se juegue en la cancha, y esa selección fue testigo de aquel “golpe de suerte”. ¡Ay Don Nelson!

Brasil golea a Colombia:

Chile vence a Argentina:

Más sobre Curiosidades

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X