Inicio » Discapacidad » Equipo

Discapacidad: ¿Cómo enfrentar la tarea de ser un cuidador?

Apoyar o cuidar a un PsD muchas veces requiere un gran desgaste físico y emocional que puede ser estresante manejar.

Las Personas en situación de Discapacidad (PsD) atraviesan por varios procesos emocionales y psicológicos, de ajuste a las nuevas y/o diferentes formas de desempeñarse, con respecto a las capacidades que se mantienen o se desarrollan tras una Discapacidad.

Sin embargo, no se deben pasar por alto los sentimientos y preocupaciones que vivencian las personas que cuidan a PsD. Quienes están a cargo de PsD a veces deben cambiar su estilo de vida en función a las atenciones que la PsD requiere, debiendo responder a nuevas tareas y exigencias. Es así como cabe la posibilidad de que aparezca algo llamado “estrés del cuidador”. El estrés es la forma de responder que tiene nuestro cuerpo ante situaciones nuevas, desconocidas, amenazantes o peligrosas, o que representan una alta complejidad para los sujetos.

Enfrentar la Discapacidad

Foto: Blogs

No todas las personas que son cuidadores de PsD van a estresarse; hay muchos factores que pueden determinar si un cuidador presentará síntomas y signos de estrés, como por ejemplo:

-          Las características personales del cuidador; sus mecanismos de defensa y el cómo resuelve los conflictos que se le presentan.

-          El apoyo que tenga el cuidador de parte de otros familiares, amigos, de la comunidad y/o instituciones.

-          Si hay 1 o más cuidadores que se distribuyan las responsabilidades con respecto a la PsD.

-          La salud del cuidador

-          Si hay más de una personas que cuidar (una madre con hijos, que debe cuidar a su padre con Discapacidad, por mencionar un caso).

-          Que tan dependiente es la PsD que cuida.

Un cuidador de PsD puede llegar a agotarse mucho, cansancio tanto físico como psicológico, en el cual muchas veces quien cuida se deja de lado a si mismo, viendo deteriorada su salud, su vida social, el trabajo y el tiempo libre, su autoestima, la alimentación y horas de sueño, e incluso puede ver perjudicada su relación con la PsD que cuida y/o con los miembros de su familia. Por ejemplo, en casos muy severos, una persona con estrés del cuidador puede llegar a maltratar a la PsD.

Es necesario entonces estar atento no sólo de la PsD, sino que también de quien apoya y entrega su vida casi por completo por un ser querido. Así, la Discapacidad no sólo afecta a quien la tiene, a quien sufrió un accidente o tiene una enfermedad; se puede entender que se trata entonces de una “Familia en situación de Discapacidad”.

Más sobre Discapacidad

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X