Cometa provocó cataclismo en la Tierra: Gran descubrimiento científico

Un excepcional broche del faraón Tutankamon, contiene los vestigios del devastador impacto de un cometa hace 28 millones de años.

Científicos sudafricanos y colaboradores internacionales de la Universidad de Witwatersrand (Wits), en Johannesburgo, anunciaron el descubrimiento de la primera evidencia de un desconocido cometa que penetró la atmósfera terrestre, explotando y generando una pavorosa onda de choque seguida de una devastadora lluvia de fuego, que habría arrasado toda forma de vida en su trayectoria.

Cometa Egipcio

Terry Bakker

La interpretación de un artista del cometa que explotó en la atmósfera de la Tierra por encima de lo que hoy es Egipto.

A juicio de los investigadores, el descubrimiento no sólo ha proporcionado la primera prueba definitiva del impacto de un cometa con la Tierra, hace millones de años, sino que además, puede ayudarnos a desentrañar los secretos de la formación de nuestro sistema planetario.

La investigación, que se publicará en “Earth and Planetary Science Letters”, se llevó a cabo gracias a la colaboración de geocientíficos, físicos y astrónomos. Los autores principales del estudio son el profesor Jan Kramer de la Universidad de Johannesburgo, el Dr. Marco Andreoli del South African Nuclear Energy Corporation, y Chris Harris de la Universidad de Ciudad del Cabo.

El Broche del Faraón

Conforme a los estudios realizados, el cometa habría entrado en la atmósfera de la Tierra por encima de lo que hoy es Egipto, hace unos 28 millones de años. Al penetrar en la atmósfera, el cometa se desintegró en una gran explosión y se cree que la superficie terrestre, bajo la trayectoria del objeto, se calentó a una temperatura de unos 2 000°C. Como resultado de aquello, se habría formado una enorme cantidad de vidrio de sílice de color amarillo que se encuentra dispersa sobre un área de 6.000 kilómetros cuadrados, en una extensa zona de lo que actualmente conocemos como el Desierto del Sáhara.

Broche del Faraón

Agencias

Broche perteneciente al famoso faraón Tutankamon.

Según los investigadores, una pequeña porción del vidrio de sílice resultante de este llamativo suceso, es hoy un magnífico ejemplar de vidrio pulido por los antiguos joyeros egipcios y se encuentra inserto en un broche perteneciente al famoso faraón Tutankamon. La valiosa joya representa un escarabajo amarillo-marrón.

Una piedra negra y microdiamantes

La atención del equipo científico, se centro además en un guijarro negro misterioso encontrado en 1996 por un geólogo egipcio en el área del cristal de silicio y precisamente, al interior de un trozo de cristal.

Cristal de impacto de cometa

wikipedia commons

Ejemplar de cristal encontrado en el Gran Mar de Arena en la frontera entre Libia y Egipto. Este ejemplar pesa 22 gramos y mide 55 milímetros de ancho.

Después de realizar análisis químicos altamente sofisticados en esta piedra, los investigadores concluyeron que la misma representaba el primer espécimen conocido que formó parte del núcleo de un cometa, y no simplemente un tipo poco común de meteorito. La pequeña piedrecita de unos 30 gramos de peso, presenta un 65% de carbono, a diferencia de los meteoritos, que contienen solamente un 3% de este componente.

El impacto de la explosión, también produjo diamantes microscópicos. Estos se producen a partir de material que contiene carbono y si bien normalmente se forman en las profundidades de la Tierra, donde la presión y temperatura es alta, también pueden generarse como resultado de una presión muy alta, tras el impacto o choque de parte del cometa.

El valor de las muestras

El material de los cometas es muy difícil de alcanzar. Fragmentos significativos de cometas no se han encontrado en la Tierra con anterioridad, salvo partículas de polvo de tamaño microscópico en la atmósfera superior y un poco de polvo rico en carbono en el hielo antártico.

Por su parte, las agencias espaciales han gastado miles de millones para garantizar la obtención por la vía de misiones espaciales, de pequeñas cantidades de materia cometaria prístina. Pero ahora, sin tener que desembolsar gran cantidad de recursos, los investigadores pueden estudiar este material encontrado en Egipto.

El estudio de las muestras se ha convertido en un programa internacional de colaboración de investigación, coordinado por Andreoli, que consiste en un número creciente de científicos procedentes de una variedad de disciplinas. Mientras que el Dr. Mario di Martino, del Observatorio Astrofísico de Turín ha dirigido varias expediciones a la zona acristalada desierto.

Todos los científicos concuerdan, que este descubrimiento nos enfrenta a una oportunidad  sin precedentes para estudiar el material cometario de primera mano.

Más sobre Exploración Espacial

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X