Godzilla: el nuevo planeta con cualidades similares a la Tierra

Los científicos señalaron que Keple 10-c es 17 veces más pesado que la superficie de la Tierra

Los astrónomos del Instituto Harvard-Smithsoniano, descubrieron un nuevo planeta con cualidades similares a las Tierra, siendo denominado “Godzilla de las Tierras”. Su presentación oficial se desarrolló en la reunión de la Sociedad Astronómica de Estados Unidos.

El planeta orbita una estrella muy parecida al Sol a unos 560 años luz de nosotros, en la constelación del Dragón,  posee una superficie rocosa similares a los de la Tierra, con una masa 17 veces mayor que el nuestro. Los investigadores señalaron estar sorprendidos de que el cuerpo celeste permaneciera sólido sin perder su atmósfera convirtiéndose en un enigma científico.

Godzilla: el nuevo planeta

Godzilla, la mega-Tierra

El nuevo exoplaneta está constituido en su mayoría de materiales sólidos con una densidad nunca antes vista por los especialistas. Los análisis realizados lo han calificado con características similares a los de la Tierra.

El hallazgo de Keple 10-c ha contribuido profundamente en el conocimiento de la historia del universo y experimentar nuevas técnicas para iniciar vida espacial. El sistema al que pertenece Kepler 10-c tiene unos 11.000 millones de años de antigüedad, lo cual significa que se formó menos de 3.000 millones de años después del Big Bang.

La existencia de Godzilla comprueba que ya en las etapas iniciales del universo había suficientes materiales sólidos para formar nuevos mundos, lo que tampoco encaja con los modelos convencionales.

Su amplio tamaño y superficie, facilitaría las probabilidades de desarrollar alguna forma de vida. Se cree que Kepler-10c denominado Godzilla, podría tener el doble de edad de la Tierra.

El último informe realizado por la Sociedad Astronómica Americana, señaló que Kepler-10c tiene un diámetro de cerca de 29.000 kilómetros, 2,3 veces más grande que la Tierra. Para desarrollar la investigación el equipo de científicos utilizó el instrumento HARPS-North en el Telescopio Nazionale Galileo (TNG) en las Islas Canarias para medir la masa de Kepler-10c.

Los expertos sostienen que las teorías de formación de planetas no explicarían cómo se ha podido desarrollar un mundo rocoso tan grande. Con este nuevo hallazgo se vuelve a demostrar que la naturaleza sigue por delante de nuestras predicciones teóricas, algo que contribuye con el avance del conocimiento del universo y la búsqueda de vida en otros planetas.

 

 

Más sobre Exploración Espacial

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X