Inicio » Facts » Equipo

Emergencia en Valparaíso: Radiografía a las repercusiones económicas y sociales del megaincendio

Especialistas repasan las implicancias de un desastre que ha dejado daños por varios cientos de millones de dólares.

Tras el devastador incendio que azotó a la región de Valparaíso, donde las pérdidas materiales se elevan, según CONAF, a más de 14.800 viviendas dañadas en Viña de Mar y Quilpué y 10 mil hectáreas consumidas, y esto sumado a al menos 131 fallecidos y más de 300 personas desaparecidas, el Gobierno anunció un paquete de ayudas económicas para las víctimas. Esta acción se da luego de la reunión del Comité de Gestión del Riesgo de Desastres (Cogrid) regional de Valparaíso, y Mario Marcel, ministro de Hacienda, activara el Bolsillo Electrónico de Emergencia.

“Para dar efecto a la implementación de las ayudas, particularmente aquellas que tienen que ver con la compra de enseres y reconstrucción, se va a habilitar el Bolsillo Electrónico de Emergencia, que ya lo utilizamos en el caso de las inundaciones del año pasado y que resultó muy efectivo para poder canalizar estos recursos”, señaló el ministro.

La medida consiste en un bono económico directo para aquellas familias que han sido afectadas por los incendios, para acceder a ello, las personas damnificadas deben completar la Ficha Básica de Emergencias (FIBE), donde se recopila información declarada por un integrante de un grupo familiar. Desde el Gobierno anunciaron que el monto máximo del Bolsillo Electrónico de Emergencia será de 50 UF, más de $1.000.000, es un pago único que será en una sola cuota en la cuenta RUT del beneficiario.

En esta misma línea, el ministro de Hacienda anunció distintas medidas para paliar la crisis, en las cuales destacan la condonación automática de recargos por postergación de pagos, ampliaciones de plazo para declarar IVA, postergación en el pago del impuesto territorial, y apoyo comercial de Banco Estado a sus clientes, tanto para personas como empresas.

incendio-valparaiso-economia-1

Por otro lado, Marcel informó sobre los daños provocados por los incendios y comentó que oficialmente hasta el momento existen 3 mil viviendas damnificadas que, en comparación con las pérdidas del año pasado en los incendios, aumentaron; en el 2023 se ubicó en 2.500 viviendas. La autoridad expresó que, en total, los daños por destrucción de viviendas ascienden a cientos de millones de dólares.

“Tenemos la capacidad suficiente para asignar los recursos que sean necesarios, tanto para atender la emergencia como para las ayudas posteriores y la reconstrucción, sin restricciones ni en lo cuantitativo ni en lo operacional”, expresó Marcel al Diario Financiero.

La mirada de los especialistas

Jorge Berríos, director del Diplomado en Finanzas UNegocios de la Universidad de Chile, explica que tomando como referencia los incendios en años anteriores, donde las perspectivas eran menores a las actuales, “en término de lo que se llama pérdida de stock de capital, estamos hablando de entre $1.200 y $1.500 millones de dólares”.
Esto tendrá como consecuencia, de acuerdo con el experto, “la pérdida que se va a ver en el comercio o en la actividad turística de la zona, yo creo que a lo menos tenemos unos $500 millones de dólares en términos de pérdida por la falta de turismo en la zona, que estamos en la temporada más alta, y esto se verá incidido en todos los indicadores económicos relativos a las tasas de ocupación de hoteles, crecimiento o en la expectativa que se tenía”.

Asimismo, señala que la repercusión más graves de los megaincendios, es el costo social, “hay que agregar unos $500 millones de dólares o posiblemente un poco más, que tiene que ver con los factores de reconstrucciones de casas, todo el factor del capital humano perdido y toda la gente que perdió sus viviendas, que a veces están en los indicadores de las familias más vulnerables (…) podríamos pensar que un costo económico no es tan significativo para Chile, el costo más alto es el costo de capital humano que no se recupera; el costo de la vida humana, que no se puede valorar en términos reales porque no tendrían cifras y lo más preocupante de estos incendios es la pérdida de la vida humana”.

Por otro lado, Berríos explica que no considera que existan efectos en los indicadores de tasas de ocupación: “No veo un efecto real en el desempleo, pero sí hay un efecto económico en la región, por lo menos medido en el mes de febrero, principalmente por los ingresos que se iban a recibir por el turismo en la zona”.

Luis Gonzales, coordinador económico de Cambio Climático, Energía y Medio Ambiente de Clapes UC, asegura que estos incendios son “uno de los desastres más costosos en términos de vidas y los costos fiscales van en aumento sobrepasando los $500 millones como primer recuento”. Adicionalmente, agrega que en “el corto plazo hay una pérdida en stock de capital y en la productividad, por lo que puede afectar al producto regional”.

En tanto, Víctor Salas, economista de la Universidad de Santiago de Chile, detalla que “los efectos negativos de estos desastres se juntan con la situación de lento crecimiento que hemos estado viviendo durante 2023. En diciembre el IMACEC fue de -1,0% lo que determinó que el PIB del año terminara siendo negativo (-0,2%) como resultado de nuestro estancamiento productivo. Además, como aún estamos controlando precios y con una tasa de política monetaria alta (7,25%), para este año (2024) se espera apenas un crecimiento de 1,7 a1,8% y con altas tasas de desempleo nacional, cercanas al promedio nacional de 2023 de 8,63%.

Posibles medidas

En cuanto a las medidas, Salas menciona que “el gobierno seguramente, como ya ha estado dando señales, aumentará el gasto fiscal en los distintos subsidios habitacionales, a los productores y a la reconstrucción de los hogares y actividades destruidas por los incendios. Lo que significará un nuevo plan fiscal que aumentará el déficit del fisco y que habrá que financiar aumentando la tasa de endeudamiento que ya en 2023 alcanzó a 39,7% del PIB”.

Finalmente, Berríos agrega que desde el punto de vista económico “es difícil, porque tendríamos que ver cómo se compensa de alguna manera la entrega de créditos blandos, sobre todo a las zonas de turismo o alguna afectada”.

Más sobre Facts

Comentarios Deja tu comentario ↓
Ver Comentarios