Inicio » Facts » Equipo

¿Qué cambios traerá para el país la disolución de la función de la Primera Dama? Los efectos detrás de esta decisión

¿Qué pasará con las fundaciones? ¿Qué rol tendrá en adelante las parejas o esposas de los futuros presidentes?

Se dio inicio formalmente a la disolución del rol institucional de la Primera Dama. La iniciativa, a cargo de la coordinadora sociocultural de La Moneda, Irina Karamanos (pareja del Presidente Gabriel Boric), tiene como base traspasar a otros ministerios diversas funciones, desde este mes a fines de año.

Ante esto, se informó que se haría el siguiente traspaso:

• El Museo Interactivo Mirador (MIM) y Chilecenter formarán parte del Ministerio de Educación.
• La Fundación para la Promoción y Desarrollo de la Mujer (Prodemu) será parte del Ministerio de la Mujer.
• Artesanías Chile y la Fundación de Orquestas Juveniles e Infantiles de Chile (FOJI), serán parte del Ministerio de las Culturas.

“El valioso trabajo que hicieron todas las primeras damas dio inicio a proyectos con un importantísimo rol público y social. Hoy aseguramos la continuidad de todo eso, fortaleciendo a todas las fundaciones y vinculándolas de manera estrecha con los ministerios sectoriales”, comentó Karamanos.

Gloria De la Fuente, académica de la Escuela de Gobierno UC, explica lo que ocurrirá con la institución una vez disuelta: “Así como ocurre con el llamado “segundo piso”, la coordinación cultural es una actividad dentro del Ejecutivo que se puede ir adaptando a las características del Gobierno que se instale”.

primera-dama-fin-1

“Las labores protocolares de quien es pareja/cónyuge del Presidente/a de la República probablemente seguirán existiendo, como también, la posibilidad que alguien que quiera jugar un rol más proactivo en esa actividad pueda empujar iniciativas y programas -pienso en el recordado “Sonrisas de Mujer” de Luisa Durán-. Por lo tanto, es difícil que se disuelva. Lo que sí ocurrirá es que las fundaciones que estaban en esa coordinación, hoy pasarán a depender de los diferentes Ministerios”, recalca De la Fuente.

• Para la experta, el rol protocolar no desaparece, pues de todas formas existirá el cargo para los mandatarios o mandatarias siguientes. Lo que se traspasa como tal, serían las fundaciones y eso pasaría a ser positivo en el sentido de que se podrá entregar iniciativas precisas para cada organización.

Mauricio Morales, analista político y académico de la Universidad de Talca, explica que “el cargo de Primera Dama quedará en un simple rol protocolar y formal para algunas ceremonias. Si la dirección de las fundaciones se traspasa a los ministerios, entonces el Gabinete de la Primera Dama será despojado de su poder tradicional”, asegura.

Los roles más destacados

Para Morales, “es un cargo cuya relevancia va en retroceso”. No obstante, para el analista, las figuras que se pudieron destacar dentro de su funcionamiento, fueron:

• Marta Larraechea.
• Cecilia Morel.

Otras menos mediáticas, pero de igual forma importantes, fueron:

• Leonor Oyarzún.
• María Luisa Durán.

“Es una institución histórica, pero no relevante para el desempeño de los gobiernos. La gente no extrañará a la Primera Dama tal y cual la conocemos hoy, y tampoco está muy interesada en el rol que cumple esta figura. Por tanto, es un cambio cuyos efectos serán acotados”, indica el experto.

¿Es pertinente disolverla?

Máximo Quitral, analista político de la Universidad Tecnológica Metropolitana, dice que este cargo “tiene un rol social más que político, pues su funcionalidad es conectar a la figura presidencial con otros temas que usualmente pueden quedar al margen de la agenda política que desarrolla el presidente”.

“Entonces, una manera de tener este vínculo social, es el cargo de la Primera Dama. Sin embargo, la gente la pudo haber percibido como un cargo decorativo y no con algún impacto en su cotidianeidad”, explica, indicando que este tipo de cambios podría generar esta relevancia y cercanía, que hasta el momento se ha manifestado como distante.

• Por último, se añade que las implicancias y errores que trajo esta decisión fue no enfatizar en el objetivo base de este cambio hacia la opinión pública, puesto que se malinterpretó el objetivo principal de la iniciativa.

“Tengo la impresión de que un gobierno mucho más conservador, volverá a restituir el cargo de la Primera Dama, apelando a la tradición y a la historia. Que un Gobierno quiera hacer una transformación, no significa que sea algo que se mantenga en el tiempo”, proyectó Quitral.

Más sobre Facts

Comentarios Deja tu comentario ↓
Ver Comentarios