Inicio » Farándula » Equipo

Gala de Viña 2012: Bochornos en la alfombra roja

¿Quién se vistió peor? ¿A quién se le notaron los kilos de más? Aquí, una selección, a modo de pelambre, de lo más pintoresco del evento que abrió el Festival de Viña.

El glamour y los trajes de ensueño se ven cada vez más en la Gala del Festival de Viña. Sin embargo, la alfombra roja de la avenida San Martín continúa siendo escena de bochornos y frases para el bronce.

Es que en su intento por verse y sentirse elegantes,  los famosos y los que no lo son, muchas veces fracasan en el intento ya que no pueden evitar que les aparezca el chileno que todos llevamos dentro: ese que ahorra en los 2×1 en Patronato y que de moda sabe menos que Mauricio Israel de finanzas.

Aquí una selección de lo más pintoresco de la última Gala festivalera.

La sinceridad de Massú chico

“El traje me lo compré en una multitienda”, le contó Estéfano Massú a la conductora Francisca García-Huidobro. La dura de Primer Plano quedó descolocada con la respuesta, tanto así que no logró hacer sinapsis para soltarle alguna ironía al hermano menor de Nicolás Massú. Hay que valorar que en la Gala muchos se endeudaron con lo que no tenían para lucir la mejor pilcha posible, pero de ahí a reconocerlo en pantalla…

Gala del Festival de Viña

Foto: El Mercurio

Ricardo Oyarzún y la opinóloga transexual Leslie Santana.

El show de Oyarzún

El diseñador Ricardo Oyarzún se equivocó de evento. Con un esmoquin rojo con machas verdosas, estaba con la tenida ideal para una fiesta ochentera. Parece que nadie le dijo que no había sido invitado a un capitulo de Los 80, con Juan Herrera de anfitrión, sino que a la Gala del Festival. A un modisto se le pueden aceptar excentricidades, pero todo tiene un límite. Sólo alguien podría vestirse peor que Oyarzún, esa era su acompañante: la opinóloga transexual Leslie Santana.
El hot pant de la justicia

La jueza Carmen Gloria Arroyo se ha convertido en toda una experta para captar la atención de la prensa. En la Gala de 2011 se robó las miradas con un infartante escote y este año, optó por una largo corte de vestido para mostrar la pierna en toda su expresión, tanto así que hasta se le pudo ver su hot pant. Sacó varios aplausos por eso, aunque hubo quienes criticaron las marraquetas de más que se ha comido en el último tiempo. Otras que mostraron la ropa interior fueron Marlen Olivari y Nydian Fábbregat.
Bullying contra la Tía Sonia

El diseñador Luciano Brancoli le dio duro a la Tía Sonia comentando con Jordi Castell la Gala. Es verdad que el vestido que ella misma eligió, de una pieza de color negro con manchas plateadas, con el que parecía choripán galáctico, no fue el más acertado. Pero Brancoli no se contuvo, criticó su perfil abultado y lamentó que una mujer con recursos no invirtiera en una liposucción. Si hay demanda o lo descueran por su acidez, que no se queje. Demás está decir que sus comentarios dejaban harto que desear, el modisto solía rematar con la frase “estupenda la mina”.

La humildad de Nachito Pop

Gala del Festival de Viña del Mar

Foto: El Mercurio

Jordi Castell e Ignacio Gutiérrez, presentadores de la gala viñamarina.

Nachito Pop, notero de Intrusos, representa a ese gremio de reporteros de esfuerzo que llegan del sur a Santiago con la mochila cargada de sueños. Quedó retratado de cuerpo entero al reconocer en la alfombra roja, que su elegante esmoquin se lo había conseguido por canje. “Tengo que devolverlo altiro, impecable. No puedo comer completos en los carritos”, se lamentó.

Jordi contra las sábanas

Cuando a Jordi Castell no le gustaba un vestido, inmediatamente lo comparaba con una sábana, un pijama o cortina de baño en su comentario en CHV. Dayene Mello, Kenita Larraín, Maura Rivera y Andrea Dellacasa, entre otras, fueron víctimas de sus metáforas hogareñas de decoración. Sólo se salió de su esquema al rechazar la forma en que Gianella Marengo colgaba la cartera por la alfombra roja, comparándola con pasear a un perro con correa.

Más sobre Farándula

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X