Inicio » Finanzas Aplicadas » Equipo

Los riesgos del tipo de cambio (parte 2)

En el artículo vimos los riesgos originados por la exposición cambiaria y ahora veremos cómo protegerse frente a estas fluctuaciones.

En el artículo anterior vimos qué era el nivel de exposición cambiaria y cómo afectaba los negocios, especialmente a las empresas exportadoras y las que sustituyen importaciones.

Ahora, entrando en las herramientas que se pueden utilizar para protegerse de la exposición, ¿qué son los productos derivados?. Son instrumentos cuyo valor depende de los valores de otras variables subyacentes más básicas, por ejemplo, contratos Forward (o Forwards), contratos a Futuro (o Futuros), swaps y opciones.

 

Riesgo cambiario

Foto: EFE

Existen dos opciones para protegerse del riesgo cambiario.

Los modos de uso de los productos derivados pueden ser para:

  • Para mitigar o cubrir riesgos (Hedging)
  • Para tomar posiciones que reflejan una visión de la dirección futura del mercado
  • Para asegurar una utilidad por una operación financiera
  • Para modificar la naturaleza de un pasivo
  • Para modificar la naturaleza de una inversión.

En el caso de los Forward, es un contrato o acuerdo entre dos partes para la compra o venta de un bien en una cierta fecha en en futuro y a un cierto precio, por ejemplo para vender 1 Millón Libras de Cobre a un valor US$4,0/Libra. En un mes normalmente el precio del contrato se escoge para que el valor inicial del contrato sea 0, por lo tanto NO hay intercambio de dinero inicialmente, y el contrato se hace cumplir (intercambio de dinero y/o bienes) a vencimiento.

Los Futuros, por su parte, son similares a los contratos forward pero se transan en bolsa.  Al ser transados en bolsa tienen las siguientes propiedades:

  • Múltiples tipos: monedas, commodities agrícolas, metales, energía, tasas de interés, índices accionarios, etc
  • Unidades y vencimientos estándares
  • La cámara de compensación proporciona fluidez operativa
  • El mercado secundario proporciona gran liquidez
  • Cuenta con requerimientos de margen iniciales
  • Cuenta Market-to-Market refleja ganancias/pérdidas diariamente y permite ajustes de margen
  • Pueden cerrarse antes de vencimiento
  • Costos de transacción bajos.

Finalmente, en lo que se refiere a las posibilidades de cubrirse del riesgo cambiario, existen las opciones financieras, que son de 2 tipos, las de compra (opciones call) y las de venta (opciones put). La gran diferencia con los futuros es que el comprador de una opción adquiere un derecho, pero no la obligación, de realizar una determinada operación.

Más sobre Finanzas Aplicadas

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X