Los mejores pilotos que nunca ganaron en la F-1

En el ranking de la revista Autosport, pilotos y expertos eligieron dentro de los mejores cuarenta conductores de la historia a dos que nunca ganaron. Hay más casos.

Guía de: Fórmula 1

Hubo pilotos correctos que ganaron sorpresivamente una carrera, como el británico Peter Gethin en 1971 o el francés Olivier Panis en 1996, y que nunca más estuvieron cerca de vencer.

Pero ¿cuáles son los mejores pilotos que nunca ganaron? Es difícil saberlo, pues es una valoración bastante subjetiva. En el ranking de la revista Autosport, pilotos y expertos eligieron dentro de los mejores cuarenta conductores de la historia a dos que nunca ganaron: el francés Jean Behra y el alemán Stefan Bellof. Sin embargo, hay tres nombres que tienen algún mérito para postularse a este selecto grupo, y que son ayudados por las estadísticas.

¿Crees que sean realmente los tres mejores “no ganadores” de la historia? ¡Queremos tu opinión!

El alemán segundón

Pilotos que nunca ganaron

Foto: Agencias

Nick Heidfeld corrió en F-1 entre 2000 y 2011, y tiene el récord de la mayor cantidad de podios sin haber ganado jamás, con un total de trece (ocho segundos lugares y cinco terceros). Tras haber debutado en Prost en 2000, pasó a Sauber entre 2001 y 2003, a Jordan en 2004 y a Williams en 2005. Entre 2006 y 2009 formó parte del equipo BMW Sauber, y volvió al equipo suizo (ya sin BMW) para las últimas carreras de 2010. Su último equipo fue Lotus, con el que disputó la primera parte de la temporada 2011 hasta ser reemplazado por Bruno Senna.

Heidfeld es un piloto veloz y constante, que tuvo su mejor momento entre 2005 y 2007 pero que dejó pasar su oportunidad y no concretó la victoria. Sigue vigente y podría volver aún a la F-1, pero probablemente no lo hará con un equipo de punta, por lo que su récord debería durar bastante tiempo más.

Además, tiene el récord de carreras disputadas sin abandonar: 33 (entre 2007 y 2009) y el de carreras sin abandonar en la misma temporada (18 en 18 carreras el 2008).

El sueco sin suerte

Pilotos que nunca ganaron

Foto: Agencias

Stefan Johansson era el poseedor anterior del récord de Heidfeld, con 12 podios en su carrera (cuatro segundos lugares y ocho terceros). Debutó en 1983 a bordo de un Spirit, y luego tuvo opacos pasos por Tyrrell y Toleman, hasta que en 1985 la suerte (y su auspiciador personal, por cierto) lo llevaron a Ferrari para reemplazar al francés René Arnoux, despedido tras la primera carrera del año por razones nunca aclaradas. Tras dos años en Maranello, la misma fortuna lo llevó a McLaren por una temporada.

En esos tres años alcanzó casi todas sus visitas al podio, aunque en 1989 consiguió el milagro de llevar al tercer lugar en Portugal al equipo Onyx, de efímero paso por la Fórmula 1. Tras opacos pasos por Ligier, AGS y Footwork, Johansson se fue a Indy Cars, donde compitió entre 1992 y 1996, con cuatro terceros lugares… y ninguna victoria.

Eso sí, ganó las 24 Horas de Le Mans en 1997, a bordo de un Porsche y junto al danés Tom Kristensen y el italiano Michele Alboreto, su ex compañero en Ferrari.

El italiano chocador

Andrea de Cesaris corrió en F-1 entre 1980 y 1994, y tiene el récord de la mayor cantidad de carreras corridas sin haber ganado jamás (208 carreras). Si bien era rápido, cuando joven no dejaba auto intacto, lo que lo hizo ser conocido con el sobrenombre de “Andrea de Crasheris”.

Debutó en Alfa Romeo en 1980, pasando a McLaren en 1981. Su estadía en el equipo inglés fue horrible: un solo punto en el año, y no largó en Holanda pues el equipo lo retiró para no seguir rompiendo autos. Volvió a Alfa en 1982, con un tercer lugar en Mónaco (iba primero y se quedó sin combustible en la última vuelta), y dos segundos puestos en 1983.

Luego inició un largo peregrinaje por Ligier, Minardi, Brabham, Rial, Dallara, Jordan, Tyrrell y Sauber; sumó dos podios más pero por sobre todo se convirtió en un piloto sereno, experimentado, confiable y rendidor; de hecho, llegó noveno en el campeonato de pilotos con Jordan (1991) y Tyrrell (1992).

Se retiró de la F-1 en 1994, con dos segundos y tres terceros puestos. Desde entonces, cada año vive seis meses en Mónaco, dedicado al negocio de cambio de divisas, y seis meses en distintas partes del mundo haciendo surf, ganando a manos llenas todo lo que no ganó en la pista.

Y en nuestro clásico bonus track, un ingenioso “homenaje” al maestro del choque:

Más sobre Fórmula 1

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X