Inicio » Fútbol Argentino » Equipo

Las más feroces patadas del fútbol argentino: Con los tapones de punta

Violencia, imprudencia y jugadores lesionados o caídos en el césped son el común denominador por estas terribles patadas en el fútbol trasandino.

¿Es necesario ir tan fuerte sobre un rival? En algunos casos, el jugador del equipo contrario parece transformarse en el blanco o el enemigo, a pesar de que se trata de un colega de trabajo. Hay para todos los gustos: dejando los tapones marcados, pegando patadas desde atrás o ensayando tackles deslizantes.

Una de las más recientes: Vangioni de River a Pavón de Boca, en el superclásico de Mar del Plata en el que los xeneizes vencieron a los millonarios. El joven mediocampista sufrió una fractura a causa de la dura entrada del lateral.

Una vez más Vangioni, en este caso contra Juan Manuel “Burrito” Martínez, de Boca, en el partido de ida por las semifinales de la Copa Sudamericana 2014.

Descalificador: Mauro Camoranesi, de Racing, golpea desde atrás a Sequeira, de Tristán Suárez (equipo de la Primera B Metropolitana) por los 16avos de la Copa Argentina 2013

Otra por la Copa Argentina 2013: en la final, Ignacio Piatti de San Lorenzo va con todo sobre Iván Marcone, de Arsenal, equipo que se llevó el título

Segunda fecha del Torneo Inicial 2013. Jonathan Fabbro, por entonces en River, decidió practicar una cirugía estética en el rostro de Guillermo Pol Fernández, de Rosario Central

Gastón Sessa, arquero de Vélez, le dejó los tapones marcados en la frente a Rodrigo Palacio, en ese entonces en Boca Juniors (octavos de final de la Copa Libertadores 2007)

Torneo Final 2013, fecha 17. El arquero de Belgrano, Juan Carlos Olave, imita los movimientos de Sessa e impacta contra la humanidad de Claudio Riaño, de San Martín de San Juan, al dejar la pierna en el aire cuando va a buscar la pelota

Juan Krupoviesa, defensor de Boca, se disfraza de karateca en el Torneo Clusura 2006 y se lanza desde el aire para impedir el avance de Daniel Montenegro, delantero de River

Sebastián Méndez, de San Lorenzo, quedó herido del duelo de Copa Libertadores 2008 en el que Radamel Falcao, de River, le entró fuerte y la venganza fue terrible, con plancha en la espalda. Esto sucedió en el Torneo Apertura del mismo año

Oscar Ruggeri, defensor campeón del mundo con la Selección Argentina en México 86, intentó pegarle una patada desde atrás a José Luis Chilavert, el arquero paraguayo de Vélez, quien milagrosamente eludió la agresión. Ruggeri admitiría luego que quiso quebrarle las rodillas.

Más sobre Fútbol Argentino

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X