David Villa, el goleador silencioso que hace historia

No vende camisetas como Messi, ni filma comerciales como Cristiano Ronaldo. De hecho, ni siquiera es de los mejores pagados. Pero ahí está, como el goleador histórico de la selección española y, si mantiene su efectividad, como el mayor anotador de la liga de España.

El viernes 25 de marzo, en el estadio Nuevo Los Cármenes, España derrotó 2-1 a República Checa, en un partido que la ‘Furia’ vino de atrás para quedarse con los tres puntos. Pero lo más importante pasó a los 69 minutos, cuando David Villa marcó el 1-1 parcial y se transformó en el goleador histórico de la selección de España.

David Villa

Foto: AFP

Una de las gracias de David Villa es su capacidad de marcar goles clave.

Pero, ¿cómo un jugador que recién este 2010 llegó a un equipo grande como Barcelona, superó a futbolistas de la talla de Raúl González, Fernando Hierro, Emilio Butragueño, Fernando Morientes o el mismísimo Alfredo Di Stéfano?

El ‘Guaje’ -niño en asturiano y apodado así por jugar siempre con amigos más grandes que él- empezó de muy abajo en el fútbol en su natal Tuilla, lejos de las luces que da jugar en las divisiones menores -o canteras como las nombran en España- de Real Madrid o Barcelona.

No, Villa comenzó en silencio, en el UP Langreo y recién a los 17 años, sin trabajo físico en un equipo profesional, fue contratado por el Sporting Gijón, equipo con el cual jugó dos temporadas en Segunda División, anotando 38 goles.

De ahí en más, todo fue ascenso. Zaragoza lo llevó a La Romareda, fue nominado a la selección española anotando su primer gol ante Eslovaquia (16 de noviembre del 2005) y sus anotaciones con los ‘maños’ lo llevaron a Valencia. Allí marcó 171 goles en cinco temporadas (un escalofriante promedio de 34 tantos por campaña) y el 2010, con 28 años, fichó por Barcelona.

Sin embargo, la gracia del ‘Guaje’ no es sólo marcar mucho, sino anotar los goles que importan. Así lo demostró el pasado Mundial, dándole solo el triunfo a España ante Honduras, Portugal y Paraguay (por octavos y cuartos de final respectivamente), además del tanto ante Chile en la etapa de grupos.

Números que asombran, pero que no han afectado la personalidad de este hombre de pueblo, que por ejemplo, de mutuo propio, envió una camiseta autografiada a los mineros atrapados en Copiapó y se mostró muy preocupado por la situación, justo después de ser campeón del mundo, en la cúspide de su carrera. Claro, sus padres y abuelos fueron mineros y entendió perfectamente el dolor de las familias.

A punto de cumplir 30 años, Villa va por más. Le quedan algunos años en la selección de España, en la más brillante del fútbol hispano, en la que seguramente extenderá su leyenda como goleador histórico. Además, si mantiene su efectividad, podría ser el máximo goleador de la liga española. Tiene 155 anotaciones y está a 93 de Telmo Zarra. Difícil, pero no más que ser la estrella del campeón del mundo, después de empezar, humildemente, en un pequeño equipo de Asturias.

Los números del ’7′

1 Copa del Mundo (Sudáfrica 2010)

1 Eurocopa (Austria Suiza 2008)

2 Copa del Rey (Zaragoza 2004 y Valencia 2008)

46 Goles por España

155 Goles en la Primera División de España

276 Goles en toda su carrera

Más sobre Fútbol Internacional

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X