Inicio » Humor »

El día que Pamela Anderson sedujo a Al Bundy: Inolvidables momentos de “Married with Children”

La ex conejita Playboy y salvavidas de "Baywatch" tuvo dos brillantes, pero fugaces apariciones en la comedia y que hasta hoy son recordados.

Guía de: Humor

La popular serie “Matrimonio con hijos”, protagonizada por la familia Bundy, debe ser una de las mejores comedias de situaciones que vino a romper con el estereotipo de la familia perfecta estadounidense durante 11 años y que se transformó en un verdadero fenómeno en la cadena Fox.

Pamela Anderson sedujo a Al Bundy

Al Bundy (Ed O’Neill), el jefe de esta familia de clase media, debía lidiar con la disfuncionalidad de su clan y su desapego hacia su pelirroja mujer Peggy (Katey Sagal); su atractiva, pero torpe hija Kelly (Christina Applegate); su perdedor hijo Bud (David Faustino); y los altaneros vecinos Marcy (Amanda Bearse) y Jefferson Darcy (Ted McGinley) y el ex Steve Roadhes (David Garrison). Una fórmula que entregó muchos frutos de audiencia y episodios memorables.

En cada episodio, la familia Bundy logró sacudir el establishment de la televisión norteamericana merced a su humor subido de tono, diálogos políticamente incorrectos y también a la participación de algunos famosos que fueron ganando pantalla con los años.

Tal fue el caso de la sexy y desconocida Pamela Anderson que tuvo dos brillantes, pero fugaces apariciones en la comedia y que hasta el día de hoy son recordados por los millones de fanáticos de la serie y también de la ex conejita Playboy y salvavidas de “Baywatch”.

A comienzos de los 90 y poco más de tres años de su estreno, el cual ocurrió en abril de 1987, la rubia actriz hizo eco de creciente fama como modelo publicitaria de una cerveza canadiense y su incipiente carrera de actriz para participar en dos capítulos llamados “Al With Kelly” y “Route 666: Part 2″.

Pamela Anderson sedujo a Al Bundy

En ambas aparece como parte de una fantasía de Al, el venido a menos mariscal de campo de la Polk High School. En la primera aparece como la esposa ficticia que se disputa el amor del vendedor de zapatos junto a Beckie Mullen en una sensual pelea en la cama, mientras que en la segunda sale como parte de otra fantasía del protagonista, pero esta vez junto a cinco guapas mujeres en su sofá favorito.

Obviamente como las secuencias eran parte de una fantasía, nuevamente el desafortunado Al Bundy volvía a la realidad pregonando su viejo y optimista dicho: “Un Bundy nunca gana, pero no deja de intentarlo”.

Y bueno, Pamela Anderson hoy es una figura a nivel mundial, alejada ya de su figura sexy y sus 12 apariciones en Playboy, hoy es una entusiasta defensora de las causas contra el maltrato animal.

Les dejamos a continuación el extracto del episodio “Al with Kelly”, donde la rubia se disputa el amor del calvo y simpático perdedor:

Más sobre Humor

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X