Inicio » Internacional » Equipo

Estados Unidos retira sus tropas en Iraq: análisis y cifras

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, anunció que retirará sus tropas de Iraq. ¿Qué significa esto?, ¿qué saldo deja esta invasión?

El pasado 21 de octubre se cumplió una promesa, ya que Barack Obama, actual Mandatario estadounidense, aseguró que los 39.000 efectivos que aún permanecen en Iraq volverán a Estados Unidos. Así, después de nueve años, las tropas norteamericanas pondrán fin a la ocupación iraquí, que comenzó en marzo de 2003.

En aquel entonces, el dictador Saddam Hussein tenía el poder de Iraq, mientras que Estados Unidos era dirigido por el conservador George W. Bush, un “amante de las guerras”. Hoy, el panorama es muy diferente. Bush está retirado de la política, mientras que Hussein murió en 2006, tras un juicio express que no cumplió con las mínimas garantías de todo proceso judicial. También, se ha reconocido que la excusa de las armas químicas no fue más que un invento para invadir Iraq y derribar el régimen de aquel entonces.

Retiro de Tropas EEUU

Foto: AP

Estados Unidos ordenó a sus tropas retirarse de Iraq.

A eso se debe agregar que Estados Unidos anunció que también se retirará de Afganistán, con lo cual Barack Obama habrá cumplido con su promesa de terminar con las ocupaciones estadounidenses en tierras afganas e iraquíes.

En este contexto, es importante ver cuáles son las principales conclusiones y consecuencias que se pueden establecer tras el retiro de las tropas estadounidenses en Iraq.

La ocupación en cifras

  • Sumando todas las muertes, en total se contabilizan entre 151.471 y 151.530 fallecidos y 301.752 heridos.
  • El desglose de las bajas es el siguiente: 125.000 civiles, 9.922 miembros de las Fuerzas de Seguridad iraquíes, 94 voluntarios del personal humanitario, 10.000 insurgentes, entre 143 y 202 periodistas, 4.457 efectivos de las tropas de Estados Unidos, 1.537 contratistas de Estados Unidos y 318 que caen en la categoría “Otros”.
  • En cuanto a los heridos, el desglose es el siguiente: 109.558 civiles, 51.031 contratistas de Estados Unidos, 29.766 miembros de las Fuerzas de Seguridad de Iraq y 12.332 efectivos de las tropas aliadas.
  • En total hubo 1.800.000 refugiados y 1.700.000 desplazados internos, sumando 3.500.000 personas obligadas a dejar sus casas.
  • Los costos económicos de la ocupación y guerra de Iraq se estiman en cerca de 700.000 millones de dólares. Si se suman los conflictos de Afganistán, Iraq y Paquistán, el total que Estados Unidos  habrá gastado es un estimado de 3.668.000 millones de dólares.
  • Las cifras dadas a conocer pertenecen al Watson Institute for International Studies y su estudio titulado “The costs of war since 2001: Iraq, Afghanistan and Pakistan”.

La ocupación y sus consecuencias

  • Iraq fue destruido y tras la caída de Saddam Hussein se vivió una guerra civil entre sunitas, chiítas y kurdos. El complejo sistema tribal, las divisiones religiosas, la cuestión kurda y la presencia de Al Qaeda, además de la ocupación internacional, fueron factores estimulantes para esta situación.
  • La caída de Saddam Hussein marcó una nueva era, en la cual el gran enemigo de Occidente pasó a ser el iraní Mahmoud Ahmadinejad.
  • A pesar de las catastróficas consecuencias que produjo la invasión, se puede rescatar el retorno a la democracia y, algo muy importante, se puso al desnudo la fuerte división interna iraquí, heredada, en buena forma, de la distribución de territorios realizada por las antiguas potencias imperialistas.
  • Quedó demostrado que la ONU no tiene validez ante hechos de esta naturaleza, pues a pesar de su oposición, Estados Unidos y los aliados invadieron Iraq.
  • El juicio y el ahorcamiento a Saddam Hussein quedarán en el recuerdo como un triste episodio de violación a los Derechos Humanos. Más allá de la crueldad del dictador iraquí, se le debió hacer un proceso judicial legítimo y legal.
  • La rivalidad entre Irán e Iraq, que los llevó a una terrible guerra en los años 80, quedó en un segundo plano, aunque a cambio de eso se le dio mayor importancia a otra lucha regional, que es entre Irán y los países del Golfo.
  • El retiro de las tropas estadounidenses puede ser un bálsamo político para Barack Obama, quien pasa por un difícil momento a nivel interno y pretende ganar un segundo período en las elecciones presidenciales de 2012.

Más sobre Internacional

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X