Dolor lumbar: ¿Qué elementos tener en cuenta para llegar al origen de esta complicación?

Hablemos más sobre el dolor en general y como a veces nos encasillamos sin poder avanzar.

Guía de: Kinesiología

El dolor lumbar tiene una etiología muy amplia, es decir, son muchas las estructuras que pueden generar dolor en la zona baja de nuestra columna. Pueden ser los músculos, los ligamentos, las articulaciones facetarias, los discos intervertebrales, los huesos. Incluso el dolor que sentimos en nuestra columna baja puede ser referido desde estructuras adyacentes… como, por ejemplo, desde la articulación sacroiliaca, desde la cadera e incluso desde órganos internos en personas que tienen patologías crónicas donde el dolor se manifiesta con ciertas características especiales.

dolor-lumbar-1

La realidad es que muchas veces nos encontramos con pacientes que presentan problemas mixtos. Es decir, el dolor no solamente viene de una de las áreas nombradas, sino que existe una mezcla de combinaciones y variantes (Ufff!! Difícil!!) Y es en este punto donde quiero detenerme y explicar el porqué la evaluación kinésica resulta fundamental.

Con el avance tecnológico, el apoyo imagenológico es cada vez mejor. Sin duda que entre tener una imagen y no tenerla siempre será mejor tenerla…pero ojo con esto. En ocasiones nos quedamos solo con el diagnóstico que sale en la imagen (radiografía, resonancia magnética u otra).

Me explico y cito una frase que uso mucho en la casa “él que busca siempre encuentra”. Después de cierta edad es “normal” (me carga esta palabra, pero la usaré esta vez) tener cierto desgaste en las articulaciones e incluso cambios en el disco intervertebral. Pero esto no necesariamente está generando el dolor que estamos experimentando hoy. Otro ejemplo, hace un tiempo atrás trabajé con un colega que tenía una hernia no menor en su columna, pero que no tenía nada de dolor. Él hacia vida normal y ejercicios que lo mantenían bien. Y eso que en la resonancia se apreciaba muy clara su hernia. He tenido otros pacientes que con hernias mas chicas cursan un gran dolor… Lo que quiero decir es que el dolor es una experiencia psicofísica y es muy variable en relación a muchísimos factores intrínsecos y extrínsecos…(les suena el estrés, el sedentarismo, el echarle la culpa al resto de todo lo que nos pasa, el no hacernos cargo y llenarnos de remedios para tapar todos los dolores…).

Ciertamente la imagen es muy importante, no crean que no deben hacerla, lo que intento decir es que no “no todo lo que brilla es oro” (amanecí poética hoy). Es importante confiar en su kinesiólogo, analizar cada caso, saber que el dolor es difícil y no existen copias exactas de tratamientos… me gustaría decir también que no siempre dolerá la columna con las mismas características que algún suceso doloroso anterior.

Cada episodio de dolor se debe analizar en el “ahora”, no siempre lo que sirvió antes servirá ahora para quitar el dolor. A veces sí, pero no siempre! Así que quizás por eso el kinesiólogo que trató su dolor en algún momento anterior hizo cosas diferentes a otro; y no por eso el kine no sabía o era malo, etc. Quizás en esa oportunidad lo que estaba causando el mayor dolor era un desbalance muscular que generaba entre otras cosas una hiperactividad muscular importante….que generaba una sobrecarga articular que dio paso a una tendinopatía.

Entonces deje que su kinesiólogo lo evalúe (todas la veces que sean necesarias) porque no siempre logramos dar en el clavo con 1 sesión. Tengan más paciencia… que de ahí viene el nombre “paciente” y así podremos tratar de buscar ese dolor que causa el mayor problema… porque les dije también que los diferentes dolores pueden doler al mismo tiempo…. Ya, creo que los hice pensar y quizás podemos ser más amables con los médicos y kinesiólogos que están tratando de buscar la mejor terapia para usted.

Más sobre Kinesiología

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X