Inicio » La U » Blog

Chile en Portugal y el nuevo dibujo táctico de Borghi

El medio deportivo y los hinchas de la roja creen en un esquema similar con leves ajustes y en los mismos hombres. Definitivamente no es lo mismo.

Guía de: La U

A escasas horas de debutar Chile en la era de Claudio Borghi en Leiría en la costa lusitana frente a la selección de Portugal es recomendable resumir desde las toneladas de comentarios televisivos, radiales y en tinta impresa emitidos desde que se definió el alejamiento de Marcelo Bielsa como responsable de la roja.

Luego de breves sondeos con entrenadores de nivel similar al de Bielsa los muy elevados costos y el elevadísimo déficit financiero en la ANFP que dejó como legado Mayne-Nicholls –se está hablando de cifras superiores a los cinco mil millones de pesos, $5.000.000.000- rápidamente miraron de este lado del charco decidiendo entre Pekerman y Borghi por el de menor costo. Era el momento del Bichi para conducir a la selección chilena.

Chile-Portugal

Foto: El Mercurio

Esta foto registró el inicio de “la era Borghi” en la selección, con la primera charla del técnico con sus seleccionados.

Acordado los términos del contrato y luego la decisión del técnico de nombrar a su cuerpo técnico vino la de seleccionar al plantel para los amistosos en Europa. Probablemente casi todos los hinchas de la selección y periodistas habrían coincidido en los mundialistas de Sudáfrica 2010 más los retoques personales, tal es así que no hay polémica en la nómina de convocados. Difícil no era entonces.

Borghi habló también de un ajuste menor en el esquema táctico de Chile: “yo juego con doble cinco y dos delanteros”. Ese no es un ajuste menor y condiciona el rendimiento táctico en cancha, pese a disponer de los mismos jugadores puede que no tenga el mismo rendimiento, veamos porqué.

Hay que analizar el caso sin la posesión del balón y la forma como presumiblemente avance el rival, teniendo claridad que en nada se parece medirse de visita con Omán que hacerlo con Portugal.

En el esquema anterior de Chile los tres delanteros obligaban al rival a mantener a uno o dos defensores centrales ocupado por la presencia amenazante del nueve clásico. Sin el delantero centro hay libertad para que Pepe y Carvalho –ambos jugadores del Real Madrid- copen la zona central del campo e incluso se animen a atacar; son jugadores de categoría que aprovechan este tipo de ventajas.

Los ahora dos delanteros chilenos, después de las relajadas prácticas –se apreciaron claramente en televisión las tres redes para jugar el distendido tenis-fútbol- y entrenamientos solamente de mantención, tendrían que cubrir lo que antes se hacía entre tres, que es iniciar la presión sobre la salida del rival. El paso número uno para recuperar el balón y mantener el juego lejos de nuestro arco.

Por las bandas ambos volantes externos chilenos no tendrían delante de ellos un compañero con quien compartir las marcas e iniciar la contra y enfrentarán probablemente en inferioridad numérica el inicio del armado del juego ofensivo del rival. La reacción natural en esa situación es retroceder en el campo buscando reordenarse para salir una vez recuperado el balón.

En el medio los volantes de corte, “el doble cinco” del Bichi, por lo general esperan y equilibran en la zona central, así Medel y Vidal –los más probables convocados a esa tarea- deberían salir a buscar el balón jugado al pie y en velocidad por Portugal. Conocidos son los excesos de ambos jugadores cuando se ven superados, para ambos era mucho más cómodo iniciar este nuevo esquema manteniendo la posición de marcador con marca fija en zona y volanteando con grados de libertad en el caso de Celia.

Chile-Portugal

Foto: El Mercurio

Sánchez, la gran figura del equipo de Borghi, ha presentado molestias y podría quedar fuera del duelo.

Hecho este análisis y con los nombres que están asomando en la víspera del partido hay que afirmarse bien los pantalones para lo que se viene por las bandas en las inmediaciones del área de Chile, cuidando de retroceder demasiado por el ataque rival. Los metros que se retroceden en el juego cuesta mucho recuperarlos y lograr pararnos nuevamente y bien en terreno rival.

Tal vez las performances de Chile realizadas con un técnico de clase mundial hayan hecho olvidar tiempos idos en que nos costaba mucho arrimarnos al área rival, llegando heroicamente un par de veces con peligro por partido.

Con los mismos jugadores no se garantiza jugar igual y bien. Lo comprobaremos este sábado frente a Portugal.

Más sobre La U

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X