Inicio » La U »

Claves para entender la goleada 4-0 de la U sobre Flamengo

El chuncho intratable, pleno de un fútbol lujoso bailó en un partido unilateral a uno de los equipos más importantes del planeta. Bajo precio pagó Flamengo ante la U, que pudo poner cifras aún más expresivas.

Guía de: La U

En la previa, anhelábamos que la U volviese al fútbol que tenía arrodillado a Nacional de Montevideo en su cancha al comenzar el segundo tiempo, cuando perdía 2-0 frente a la U y observaba como por todos los flancos fluía el futbol galano, expresivo, tremendamente colectivo y solidario de la U.

Esta noche en el Engenhão hubo un solo equipo en la cancha, la U. Una situación insólita para la larga historia de los equipos chilenos visitando la tierra de los pentacampones del mundo. Flamengo –que estrenaba una camiseta alternativa negra con una banda horizontal roja en el pecho y que será silenciosamente retirada de las vitrinas- fue un equipo tímido que al verse superado futbolísticamente apeló a la violencia para detener el gran futbol de la U.

Evidencia de esto fue la expulsión del volante Airton luego de una entrada criminal sobre la rodilla de Osvaldo González cuando la U ya había inaugurado la cuenta y luego de ser anulado un gol legítimo a Eduardo Vargas.

Flamengo U

Foto: AP

Rojas y Vargas, dos de las figuras del gran triunfo azul sobre Flamengo.

Al minuto de juego la U comenzó a jugar en campo de Flamengo como si estuviera apurando a un rival en el CDA de La Cisterna, pleno de atrevimiento y acostumbrado a jugar a ganar y ser protagonista de local como de visita. Un balón bien puesto sobre el área lo remata Castro provocando el inmediato y primer revolcón de Felipe, un presagio de una noche azul y de un fútbol al que nos hemos acostumbrado a disfrutar.

Pronto en el partido abrió la cuenta de la U, un rechazo del centro que despacha de inmediato y violentamente a la portería Marcelo Díaz –de enorme despliegue- rebota frontalmente para caer sobre el lado izquierdo del área, el tiro colocado y de calidad de Pepe Rojas hacia el palo derecho de Felipe, caprichosamente es devuelto por el vertical rebotando en el golero y entrando al gol antes que la remate Eduardo Vargas, era gol por todos lados (13’).

Tan poco es lo que llegó el rubro nero que la U lo superó en llegadas en una relación de 4 a 1!, incluso en su primera llegada a los 25’ Herrera se disfrazó de Sam de Barrabases para sacarle el máximo provecho a una pelota de mediana dificultad y atajarla posando para los reporteros gráficos.

Casi nos acercábamos al descanso con el segundo y tranquilizador tanto cerca de caer, cuando llegaron dos goles! de Eduardo Vargas. El primero, el comodín Lorenzetti –que hizo un tremendo partido- se hamaca sobre la derecha para poner el balón en la cabeza de Mena quién habilita al gol al Edu acomodando su derecha (40’).

Flamengo U

Foto: EFE

La U entregó una lección de fútbol frente a Flamengo.

Breves instantes después con el orgulloso Flamengo tambaleando y al borde del nockaut: una rápida contra encontró a nuevamente al Edu atacando con el balón al pié y ganándo la posición entrando al área, amagar para que desplome Felipe sobre su izquierda y cruzar su derechazo para poner un ya lapidario 3-0 (43’). Seguíamos leyendo Barrabases ahora con los goles de Pirulete.

En el segundo tiempo continuó la sinfonía azul, carnaval de toques!! haciendo lo que todos los técnicos del mundo les piden a sus jugadores: hacer la más fácil y controlar el balón. Al comienzo una pelota ganada por Castro frente a Wellington provoca su expulsión producto de la simulación del local e ineptitud del mismo lineman –Bustos- que mal anuló el primer gol de Eduardo Vargas.

La guinda de la torta llegó más tarde –antes un penal a Charles Aránguiz, que Felipe contuvo y detuvo con el balón dentro del arco a Matías Rodríguez-, la U marcó el cuarto gol en una jugada digna de la mejor expresión del fútbol mundial: disfrazados de Naranja Mecánica con Matías Rodríguez metiendo un taco sobre la izquierda, el balón lo deja pasar Charles Aránguiz para la entrada de Lorenzetti quien cruza el zurdazo y el balón al gol (72’), repitiendo por esta banda el famoso gol de Carlos Alberto en la final del México ’70.

El buen fútbol no tiene edad, gocemos y atesoremos estos geniales momentos que nos brinda la U. La fiesta continúa este fin de semana con un Nacional lleno y la felicidad también tocando al tesorero de Palestino.

Más sobre La U

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X