Inicio » La U »

La U sigue viva y doblega 3-0 a San Luis

Pese a no tener un partido cómodo, donde las imprecisiones en la definición explican el descenso de los canarios, la U supo imponer sus términos, volver al triunfo y mantener arriba la ilusión antes de jugar el otro clásico.

Guía de: La U

Luego del suspenso con los líos de la ANFP acaparando la atención de los medios, el muy cuestionado técnico uruguayo Pelusso enfocó al plantel azul en sus deberes, lavando sus heridas en una ardiente tarde de sol en el vergel del Aconcagua. 

U-San Luis

Foto: El Mercurio

La victoria ante San Luis le da un respiro al equipo antes del clásico frente a la UC, un encuentro vital para seguir soñando con el campeonato o la Copa Libertadores.

Pese a que a la U le siguen llegando, ahora no de pelota parada, sino que a ras de piso y a las espaldas de los laterales, hizo un efectivo partido en el nuevo Lucio Fariña obteniendo tres puntos de oxígeno para enfrentar las críticas y seguir prendida arriba. La actuación de Bueno –quién anotó dos goles- y Marino –quién gestó y recibió en una muy buena jugada el penal de la apertura de la cuenta- relativizan la victoria frente a un ahora descendido equipo local. 

El marcador y resultado final pudieron variar significativamente de contar los canarios con un mejor finiquito en el área de la U.  Más de diez veces llegaron en cada uno de los tiempos, claras ocasiones desperdiciadas y un penal bien atajado por Miguel Pinto dan cuenta de las facilidades que concedió el fondo azul, ajustado por las ausencias de los suspendidos González y Victorino, reemplazados el sábado por Rodríguez y Abarca. 

Incluso haciendo el racconto del total de situaciones con algún grado de peligro para los porteros -el que obviamente va más allá de los no tan rigurosos resúmenes deportivos- podemos ver que la U llegó menos que San Luis, pero concretó en la red, controlando el partido al inaugurar la cuenta y ampliarla en el segundo tiempo merced los goles del popular Charly Good

La defensa quillotana cuando fue apurada cometió errores claves –penal del veterano Vargas, no marcar al hombre en centro de Chupa Pinto y perdiendo el balón en la salida- que explican el amplio 3-0 final. Lamentablemente ganar al colista cómodamente sólo permite estar algo más optimista y seguir mirando con alguna ilusión el fixture y la tabla de posiciones, pero las dudas las continúa dejando el juego sin balón de la U. 

Si queremos desbordar optimismo quedémonos con los toques de primera de Marino y Eduardo Vargas para llegar al área, o el paso relampagueante de Bueno dejando parado como poste a Escobar o un 3-0 engañoso que encandila la visión como el ardiente sol de la tarde quillotana. 

Rivarola-San Luis

Foto: El Mercurio

Rivarola se hizo presente en el marcador anotando un penal.

En cambio, si deseamos racionalizar el análisis, la teoría debería ajustarse a lo factible de mejorar con el actual plantel, lograr acercarse al título o, al menos, asegurar un cupo a la Libertadores en las tres fechas que restan. También, planificar mejor la plantilla 2011, pues nuevamente se acortarán los tiempos para decidir y gestionar contrataciones de refuerzos si se accede al tercer cupo –que es medio en realidad- con la liguilla finalizando a mediados de diciembre y la primera fase de la Libertadores comenzando probablemente la cuarta semana de enero de 2011. 

Ahora se ve una pequeñísima luz en el camino: la diferencia de cuatro puntos del irregular líder –que no gana desde hace cuatro fechas-, la necesidad de ganar el otro clásico frente a los cruzados- para acercarnos al segundo cupo y con las esperanzas puestas en los bravos mineros de Cobresal, podrían hacernos soñar con un milagro si continúa este irregular rendimiento de los líderes en este 2010. 

Las estrellas tapan todo, pero no debiesen obviar las precariedades futbolísticas e institucionales que hasta ahora caracterizan este año del bicentenario para el fútbol chileno.

Más sobre La U

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X