Inicio » La U »

Los errores que debe corregir la U si quiere ser campeón

La U debe ganar nuevamente por dos goles en el Nacional, pero no debe caer en las mismas equivocaciones que la hicieron resbalar en Rancagua.

Guía de: La U

La U volvió a perder en Rancagua confirmando que la histórica ciudad chilena para Sampaoli es una suerte de Quito chileno, lugares donde el casildense llega algo extraviado a expiar sus estratégicos pecados y donde los jugadores de la U luchan semicegados como salmón contra la corriente pero padeciendo el cansancio de una macro temporada extenuante.

El chuncho no aprendió del cachetazo del 0-3 de febrero cargando ese resultado a la tolerante cuenta del comienzo del año futbolero chileno. Entonces O’Higgins mostró su fervor y potencia ofensiva para golear a la U, privilegio de los rancagüinos compartido esta temporada con los quiteños.

Tal vez jugar algo más conservador pero siempre con la posesión del balón sería una mejor estrategia y no amontonar agotados jugadores desde el medio hacia atrás, como se pudo apreciar en las copiosas imágenes del viejo y derruido estadio rancagüino que pide a gritos una reforma que armonice con el muy generoso nombre de “Parque El Teniente”.

U O'Higgins

Foto: El Mercurio

Herrera evitó una desgracia mayor para la U.

La cancha aguantó, el fútbol también y apenas, pero las llegadas de la U no tuvieron esa sutileza final que permitiera no tener que sufrir un gol de primera en el costado derecho del área de la U sobre el final.

Remates lejanos, centros para las inseguras manos de Marín o la frente de Barroso y los firuletes de Marino se hicieron escasos para pretender algo mejor que este 1-2 que obliga a hacer dos de diferencia si queremos evitar la lotería de los penales. El hecho de haberle marcado siete al O’Higgins de Bassay no es garantía de que lo demos vuelta y hay que ponerse overol, casaca, piloto, galochas y todo lo que haga falta para ganar una estrella más este lunes feriado en el Nacional.

Ojalá llegue pronto ese banderazo alentador que ya no solamente lo necesita el equipo sino que también los hinchas que pueden relativizar el hecho que se nos escape –por un muy mal fixture de campeonato y el cansancio del plantel- una importante estrella para los laureles azules.

O’Higgins tiene la mesa semi servida, pero depende de la U lograr una nueva estrella y no cometer errores como equivocarse en la salida y afuera del área –Matías Rodríguez- antes del minuto de juego o cerrar mal un centro o dejar al Enzo mano a mano con Herrera para envalentonar al celeste en su cancha y con su muy brava gente.

Una grosería

Tiempo hacía que no se veía tal falta de urbanidad, decoro y educación como el “pasillo celeste” hacia los jugadores de la U bajando de otro Jet Sur, eso en castellano universal es una grosería.

Pero, qué lejos estamos de mejores estadios del desarrollo humano!, la barbarie misma puesta en escena, similar a la salida de Boca desde la cancha en Victoria hace unos meses, ¿desde que palco miraba esta perlita Pablo Hoffman?, ¿Ricardo Abumohor comparte esta arista de sus inversiones?, ¿están en un todo vale con tal de salir campeón?, de yapa arbitra otra vez Osorio en Rancagua!.

Los directivos celestes pueden haber estado ocupados en agregar al contrato con CDF el pago de los derechos de imágenes en pasillo y túneles, ocupando personal de seguridad en seguir a las cámaras, pues el contrato contempla solamente la transmisión de partidos de fútbol.

Al campeón azul que prestigia al fútbol chileno por Sudamérica se le trata de esta manera, ni una línea o comentario serio o las muy necesarias y ejemplificadoras sanciones para esta “apretada” que debe prioritariamente agregarse a la larga lista de requisitos a cumplir con las bases del torneo.

No aprenderemos nunca, somos lo que fuimos y lo seguiremos siendo.

Más sobre La U

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X