Inicio » La U »

¿Por qué la U quedó a un paso de ganar la Sudamericana?

La U aseguró media Copa Sudamericana batiendo otro récord: ganó en la Casa Blanca a Liga Deportiva Universitaria 1-0, el próximo miércoles en el Nacional la U puede y debe coronarse campeón continental.

Guía de: La U

La interminable previa de un jueves feriado vació las estanterías de los supermercados, con pertrechos futboleros que acompañaran las bandas de amigos, en una espera cargada de ansiedad en los hinchas azules soñando con alcanzar un lauro pendiente y anhelado: ser campeón continental.

¡Qué bien se plantó la U en Quito!. Desde el primer minuto fue a arrinconar a los merengues en su zona, mostrando su cara agresiva en la primera final; la estrategia mixta de Sampaoli dio sus frutos al controlar el juego. pareciendo por momentos que la U jugaba como local, manejando con autoridad el balón y poniendo el fútbol que debía entregar LDU.

Liga-U

Foto: Agencias

Edu Vargas volvió a ser la figura de la U.

Se vio mal y desdibujado al local por momentos, sin la posesión clara del balón y obligado a dividir la pelota con trazos largos para Barcos -férreamente marcado por un descomunal Marcos González, quien terminó cortado y con corchetes en su cabeza- y para un Bieler absolutamente errático, confirmando sus dudosos antecedentes en canchas sudamericanas.

El intenso partido contra un rival físicamente fuerte, en un estadio lleno, no amilanó al fortalecido mediocampo de la U: a la tradicional formación de Charles, Díaz y Mena, se agregó el cambio táctico de Sampaoli, que demostró que sí se puede jugar bien al ataque –y asegurando atrás- agregando un cuarto volante de corte como Acevedo, que anuló al Equi González. El pequeño estratega reiteradamente enseña a sus colegas y al medio futbolístico cómo se debe conducir a un plantel ganador.

La U buscaba llegar por los costados con las proyecciones de Mena y del voluntarioso Matías Rodríguez, hasta que el empeine de Marcelo Díaz –siempre buscando desde media distancia- pone un balón a las espaldas de los centrales y el golero Domínguez, para el pique diagonal del Vargas.

La endemoniada velocidad del Edu anticipa y roba el balón para conducirlo hacia una portería descubierta y depositar suavemente el balón en el fondo de las mallas (43’), abriendo la cuenta e instalando un resultado que puede catapultar a la U al lugar más alto del continente si mantiene su rendimiento –lo que es absolutamente esperable- en la revancha en Santiago.

La U pudo alargar las cifras en el segundo lapso, pero erró en la definición a pesar de la superioridad futbolística de la U frente a la Liga de Quito, que solamente mostró por momentos  -como anunciamos en esta columna en la previa- que buscaría atacar en bloque y asaltar el área azul. La Liga es fuerte en los balones sobre el área y en contras desmarcados y con espacios, con el balón contra el piso y jugando colectivamente la U es superior.

Soñaremos con la noche de miércoles 14 de diciembre en otra espera eterna para dar el paso que falta hacia este título. Antes, el domingo hay que buscar la clasificación para la siguiente fase de play offs con un equipo mixto frente a Unión Española.

La U ha paseado con elegancia y triunfos por toda Sudamérica de la mano de un fútbol generoso, aplicado, explosivo y solidario, en una aventura de vida inolvidable para todos los chunchos que llevamos marcada la U en el corazón: un momento para disfrutarlo y recordarlo por siempre.

Falta poco y la ilusión esta intacta.

Más sobre La U

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X