Inicio » La U »

¿Qué pasa con el ex DT de la U si pierde el viernes en Lima?

Sampaoli visita una de sus patrias, la limeña donde dirigió al porteño Sport Boys y a Sporting Cristal. Su peligroso debut con la roja en el Nacional de Lima

Guía de: La U

Llegó la esperada semana en que debutará en partidos oficiales nacionales el renunciado ex director técnico de la U: Jorge Sampaoli, un destino anhelado por el técnico casildense pero donde no tiene garantías absolutas respecto de los resultados.

Sampaoli, club a club, mejoró su fórmula desarrollada desde sus inicios en el cordobés Club Atlético Alumni de Villa María, pasando por varios equipos peruanos, O’Higgins de Rancagua y Emelec antes de llegar a Universidad de Chile.

Con el chuncho logró el funcionamiento ganador merced a disponer de un grupo de jugadores de excepción que los administradores de la U ávidamente transfirieron a importantes mercados internacionales, a solicitud de los propios jugadores presurosos de asegurar importantes contratos, el show de ofertas que ya conocemos.

Sampaoli

Foto: Reuters

Después de ganar el torneo Apertura 2011, lograr la Copa Sudamericana y rematar con el torneo Clausura de ese inolvidable año azul, comenzó a sentir las ausencias de las figuras transferidas y tuvo muchas dificultades para retener el cetro de campeón del fútbol chileno, no logró reeditar el éxito internacional anterior en la Copa Libertadores 2012 y tampoco en la nueva versión de la Copa Sudamericana del año pasado.

En eso estaba, cuando se desplomó el rendimiento de la selección chilena y surgió como reemplazo natural y obvio de Claudio Borghi, el principal perjudicado fue precisamente la tienda azul, que no tenía preparado el recambio apropiado para reemplazar el ya predecible juego ofensivo de la U, lo que algunos técnicos con algo de recelo llamaban “el festival del ataque”.

Visita con “los rotos”

Ahora visita Lima con sus “rotos” gladiadores, como se nos conoce allá por el imperecedero recuerdo a la invasión chilena a Lima en la Guerra del Pacífico. Cruzando la mitad del campo le espera un buen estratega que planifica concienzudamente sus partidos: Sergio Markarian, también ex entrenador de la U el año 2009, ocasión en que logró la decimotercera estrella azul.

Después del predecible fracaso de Borghi, Sampaoli asumió prácticamente como único salvador de las aspiraciones chilenas de llegar al Mundial de Brasil del próximo año, sin embargo, su exitoso pasado reciente no lo deja inmune de sufrir un mejor planteado esquema que inhiba las individualidades chilenas.

Como siempre, la afición mapochina basa sus expectativas en individualidades más que en el juego colectivo, precisamente el corazón y motor del sampaolismo.

Las chances están teóricamente divididas en una cancha históricamente hostil para el fútbol chileno, Perú juega una de sus últimas y más fuertes cartas para llegar a los once puntos y acercarse a la zona de repechaje ya iniciando la recta final de las clasificatorias, un empate prácticamente sepultaría las aspiraciones de los del Rimac.

Así, la tentación de Sampaoli por traer un punto de regreso desde el Paseo de la República es clara, que poco le aporta por el sexto lugar en que recibió al seleccionado chileno, fuera de la zona de clasificación y repechaje debe intentar ganar, salvo que los resultados en Montevideo y Buenos Aires digan otra cosa y el puntito sirva. Algo que parece poco probable, pero en el fútbol aún hay sorpresas: la vinotinto las ha brindado con largueza y los macheteros también se juegan sus últimas chances en el Centenario.

Si pierde en Lima, Sampaoli deberá buscar el triunfo en Santiago con menos resguardos frente a los peligrosos charrúas, un partido tradicionalmente difícil para Chile aún en Ñuñoa. Acá lo alentarán los actores locales de esta fiesta, además de los fieles hinchas, lo harán los periodistas, auspiciadores y medios interesados en no quedar fuera del gran negocio que es asistir a una Copa del Mundo de la FIFA.

Una fecha para seguirla con interés desde las primeras horas del fin de semana. En Lima la hinchada chilena llegará confiada en volver en un charter alegre, con el piloto apagando las luces para aburrir de una buena vez al bullanguero pasaje, los que se queden, encontrarán espacios para celebrar en Miraflores, Barranco o Surquillo.

Más sobre La U

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X