Inicio » La U »

¿Se va o se queda Beccacece? Esta puede ser su última oportunidad

Hay morbo este sábado por la tarde para ver si vuelve a aparecer el fútbol de los amistosos o para -tal vez- despedir a Sebastián Beccacece.

Guía de: La U

Después de la pálida excursión a Playa Ancha, donde el decano le propinó una certera estocada al orgulloso y estelar equipo azul, y sin más deberes que el Campeonato Nacional de Apertura, pues en Copa Chile aún no comienza su participación, la U vuelve al Nacional para recibir a Deportes Antofagasta. Ambos llegan con urgencias a este partido, sin puntos y con discutible rendimiento en la fecha de estreno, más aún cuando los “pumas” cayeron como local en el retorno a la división mayor del fútbol chileno de los temucanos de Marcelo Salas.

El fútbol extraviado en el puerto y el retorno de las vacilaciones defensivas marcan la semana de la U en la previa de un partido fundamental para el futuro del técnico.

Se-va-se-queda-Beccacece

Lo que se espera de la U en la cancha: el triunfo y algo más

No basta con una victoria mezquina frente a un limitado rival. Se requiere constatar que la U tiene esa mezcla de juego que por momentos mostró en los amistosos internacionales y frente a San Luis, para pensar que la tarea de las semanas siguientes sería sostener ese rendimiento futbolístico, táctico y físico, semana a semana.

Es por eso que más allá del piropo de “la gata” Fernández en relación a las formas y exigencias en el trabajo preparativo que emplea Beccacece, donde curiosamente está sonando como petardo un eventual y actual interés de la U por Marcelo Bielsa -recado de Bonini mediante-, esto debe reflejarse sobre el campo de juego.

Se opina que en este tipo de partidos no es necesario mantener la línea de cuatro defensores, pues el rival ataca solamente con uno o a lo más con dos delanteros. También respecto de la inconveniencia de mantener en cancha a dos volantes centrales y que el partido debe transitar por el equilibro de las líneas y en una potente muestra de ataque para doblegar a la doble línea de cuatro que casi con seguridad ofrecerán los nortinos.

No obstante la carencia de nombres rimbombantes en los de la “perla del norte”, seguramente lucharán con la máxima intensidad defensiva mientras la cuenta no les sea desfavorable. Por eso la U debe lograr establecer prontas y tempranas diferencias en el marcador para controlar ofensivamente el partido, machacando repetidamente la zaga rival.

Si el partido fluye con comodidad para el equipo azul probablemente Beccacece podrá disfrutar de los tibios aplausos de la parcialidad azul y una semana más tranquila para una nueva evaluación.

Si no lo logra… los cantos se concentrarán en su persona olvidando que son los jugadores los protagonistas de aciertos y desaciertos. Esto además desataría las iras y angustias acumuladas hasta el nivel directivo de la U.

Una tarde de agosto para el pulgar azul: ¿hacia arriba o hacia abajo para Beccacece?

 

Más sobre La U

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X