Inicio » Los 80 »

“El dedo de Lagos”: momento de antología de la televisión chilena

En 1988, el dirigente Ricardo Lagos causó conmoción nacional cuando en un programa político acusó y emplazó por televisión al entonces Presidente de la República, el general Augusto Pinochet.

Guía de: Los 80

Corría el año 1988 y el plebiscito nacional que se realizaría el 5 de octubre, para decidir si el general Augusto Pinochet iba a seguir otro período en el poder o si se convocaba a elecciones libres, mantenía en vilo a todo el país. Los programas políticos, antaño prohibidos durante lustros, ahora tenían un pequeño espacio en la controlada televisión chilena. Y “De cara al País”, emitido por canal 13 y animado por la periodista Raquel Correa, era el que acaparaba más sintonía.

Cuando se anunció que Ricardo Lagos, uno de los fundadores del Partido por la Democracia (PPD), era uno de los invitados al programa, nadie se inquietó, aunque el personero socialista ya era famoso por no tener pelos en la lengua y llamar pan al pan, y vino al vino. Después de todo, la libertad de expresión era un derecho que comenzaba tímidamente a ser ejercido, pese a que los militares todavía ejercían el poder total en el país.

Dedo Lagos

Foto: El Mercurio

Cuando el programa comenzó a desarrollarse todo transcurrió aparentemente con normalidad. Ricardo Lagos, consultado por los periodistas del programa, habló en extenso de la importancia del plebiscito del 5 de octubre y de la posibilidad de tener elecciones presidenciales a la brevedad, las primeras que podrían celebrarse en el país después de décadas.

Cuando el programa entraba a su parte final, en medio de la pausa mientras duraban los comerciales, Raquel Correa relataría años más tarde que Ricardo Lagos le hizo una pregunta que aparentemente no le pareció sospechosa. “Me preguntó cuál era la cámara que lo iba a enfocar y cómo podía saber si él estaba saliendo al aire. Yo le respondí que una luz roja ubicada en la misma cámara le indicaba que estaba siendo filmando en ese momento. Jamás me imaginé que estaba preparando una fuerte interpelaciòn al mismísimo General Pinochet, algo inconcebible en esos años de apertura política”.

Cuando el programa volvió al aire ocurrió entonces un hecho que con el paso de los años sería tildado de histórico.  Faltando apenas seis minutos para el término del espacio, Ricardo Lagos se atrevió a hacer algo impensable para muchos: desafió, usando acusadoramente su dedo índice, directamente al general Pinochet a través de la televisión abierta, enrostrándole su inconsecuencia al presentarse como candidato para un nuevo gobierno, en circunstancias que años atrás había declarado que sólo gobernaría hasta 1988. “No comprendo cómo puede haber una persona con tanta ambición de poder”, espetó un encendido Lagos a la cámara que lo enfocaba.

Viendo que el control del programa se le iba de las manos, la periodista Raquel Correa intentó hacer callar a Lagos, pero aquello fue igual que intentar frenar una locomotora que transitaba a toda velocidad. “Raquel, usted me va a excusar…Hablo por 15 años de silencio”, le dijo un imparable Lagos, que continuó con su histórica filípica.

El gesto del dedo

Al día siguiente de la emisión del programa Ricardo Lagos ya era una figura nacional. Sus palabras, y especialmente el gesto del dedo, lo posicionaron fuertemente entre los líderes políticos opositores más prometedores. Se cuenta que a partir de ese momento el propio general Augusto Pinochet comenzó a tomar más seriamente a “Don Froilán”, que era el nombre preferido que el militar usaba cuando hablaba de Ricardo Lagos (su segundo nombre era ése).

El resto es historia conocida. El general Pinochet perdió el plebiscito, se convocó a elecciones libres, el personero DC Patricio Aylwin fue elegido Presidente de la República, Ricardo Lagos perdió la elección senatorial frente al UDI Jaime Guzmán (pese a que su caudal de votos fue mucho mayor) y terminó siendo nombrado ministro de Educación. Posteriormente fue designado como Ministro de Obras Públicas durante el gobierno de Eduardo Frei Ruiz-Tagle, lo que fue la antesala de su llegada a la Primera Magistratura de la nación en el año 2000. Su genial jugada en el programa “De Cara al País”, al parecer, había rendido definitivamente todos sus frutos.

La recordada intervención de Ricardo Lagos en el programa “De Cara al País”:

Más sobre Los 80

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X