Análisis de Roadblock: Mezquino y sin sorpresas

Aún cuando el evento principal superó las expectativas, lo cierto es que Roadblock, no generó mayores cambios en el "Camino a Wrestlemania".

Guía de: Lucha Libre

Aunque se veía venir, que Roadblock no tendría gran impacto en la cartelera de Wrestlemania, siempre se espera que hubiera alguna sorpresa. Lo cierto es que este evento, no será recordado como importante y solo sirvió para ver en escena a los mejores exponentes de la WWE, como podría haberlo hecho cualquier evento en vivo no televisado.

Revisemos los combates.

Foto: WWE.comThe New Day venció a Sheamus y King Barrett reteniendo el Campeonato en Parejas de la WWE. Con un cinturón tan unilateralmente sostenido por los actuales campeones, podría haber sido el lugar ideal para una sorpresa, aún con dos personajes que están bastante alejados de las luces y que en el caso de Barrett, se dice que no seguirá en la WWE. Lo cierto es que el combate, fue inferior al que protagonizaron los campeones el Lunes en RAW y pone una luz de alerta en cuanto a que veremos en esta División en Wrestlemania. Ojalá en RAW se empiece a dar un feudo interesante, pero que ya está bastante atrasado.

Foto: WWE.comChris Jericho venció a Jack Swagger. Más duró, el encendido discurso de Y2J contra sus propios compatriotas, que su lucha contra uno de los personajes que se encuentra lejos de las luces que alguna vez tuvo. Jericho sin duda está sentando las bases de una nueva lucha contra Aj Styles en Wrestlemania, lo que ya tiene una vara bastante alta por lo sucedido en Fastlane, aunque con esos dos luchadores, lo cierto es que nunca se sabe.

Foto: WWE.comThe Revival venció a Enzo Amore y Colin Cassady reteniendo el Campeonato en Parejas de NXT. Sin duda, era una de las luchas esperadas de la velada, porque viniendo del semillero de la WWE, se esperaba que los muchachos dieran todo por mostrarse. Sin embargo, el conocimiento del público del discurso de los retadores, la belleza de Carmella y el nivel técnico de los campeones, no sirvieron para pensar en los contendientes, como una posibilidad para la alicaída división del Roster principal. Todo eso, sumado al resultado, que mantuvo el status quo del enfrentamiento, no ayudó a nadie.

Foto: WWE.comCharlotte venció a Natalya reteniendo el Campeonato de las Divas. Nuevamente, la sorpresa de la noche, estaría dada por las cada vez más protagonistas, Divas de la WWE. En lo que resultó el segundo combate más extenso de la noche, Natalya pudo demostrar ante sus compatriotas, el gran error que ha sido, sacarla de los enfrentamientos permanentes, por un mayor protagonismo en el reallity Total Divas. Aun cuando este combate no estaba pactado, en pocos minutos las chicas pudieron sacarle provecho y vender una rivalidad, apoyada en el cinismo del nuevo personaje de la campeona y en el apoyo público total a la retadora. Además, en este combate el resultado no molestó, ya que existe expectación por ver, la Triple Amenaza que tendremos en Wrestlemania por el Título.

Foto: WWE.comSami Zayn venció a Stardust. Otro local fue el encargado de presentar sus cartas, de cara a una más que segura oportunidad por el Campeonato Intercontinental en Wrestlemania. Zayn tiene un carisma poco visto en los luchadores de su generación, lo que hace las delicias del público, que con mayor razón en su país natal, disfrutó de su presencia. Aunque aún está por verse, si la oportunidad para Sami vendrá en una lucha individual o con más involucrados, sus chances de salir como campeón en el evento más importante del año, son concretas.

Foto: WWE.comBrock Lesnar venció a Luke Harper. Claramente, no era el momento ni el lugar, para que Lesnar saldara cuentas contra Bray Wyatt, quien rehuyó el combate contra la Bestia y mandó al ruedo a su discípulo Harper. Es acá donde las sorpresas podían haberse tomado el evento, poniendo a Lesnar contra Wyatt y a Ambrose como campeón máximo en una Triple Amenaza inesperada contra Reigns y Triple H. De todas maneras, creo que pese a que el combate no deslumbró (fue un nuevo trámite para Lesnar), podríamos ver a futuro retomada esta rivalidad, incluso después de Wrestlemania.

Foto: WWE.comTriple H venció a Dean Ambrose reteniendo el Campeonato de la WWE Mundial Pesado. También la obviedad  del resultado de este combate, evitó que su desarrollo (lento en un comienzo), despertara a un público que ya quería terminar con el trámite hacia Wrestlemania. Pero como ya es común en su accionar, Ambrose demostraría que no es un luchador del montón y que vendería cara su derrota en pos de llegar a Wrestlemania como campeón. En cuanto a Triple H, poco más se le puede pedir a un señor que lucha dos veces en el año y que supera las dos décadas de presencia dentro de los rings. En su maquiavélico rol de malvado con autoridad, demostró que su resistencia a dar definitivamente un paso al costado del cuadrilátero, tiene razones de peso, al sostener a un combatiente que no solo basa su lucha en rapidez y carisma, sino que posee un genuino toque de locura en cada una de sus intervenciones. A partir de ahora, el desafío es aun mayor para ambos: En el caso de Triple H deberá levantar la figura de Roman Reigns, quien aun recibe una cierta reticencia por parte del público y Ambrose deberá chocar de frente contra un Lesnar que nunca querrá pasar inadvertido en la Vitrina de los inmortales.

¿Qué te pareció el evento?

@gustalbo

Más sobre Lucha Libre

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X