Inicio » Mujer »

Experta en liderazgo femenino asegura que las propias mujeres obstaculizan sus carreras: Estos son los errores que cometen

La entrenadora de talentos Sally Helgesen señala que esas prácticas son causales de la brecha salarial.

Guía de: Mujer

sally helgesen

La reconocida autora Sally Helgesen junto a uno de sus libros: “Cómo las mujeres ascienden”.

De acuerdo a cifras del Foro Económico Mundial, en 202 años la civilización humana podría terminar con la brecha salarial que existe actualmente a nivel mundial entre hombres y mujeres. Sin embargo, muchas de estas diferencias podrían acortarse si terminamos con una serie de malas prácticas que aplicamos a diario y que nos perjudican a nosotras mismas.

ejecutiva 2

De acuerdo a los estudios realizados por una de las más prestigiosas coach de liderazgo femenino y autora de numerosos libros al respecto, Sally Helgesen, las féminas tenemos cinco hábitos perniciosos que atentan contra nosotras. Estos son:

La reticencia a destacar los propios logros

Al revés de lo que suelen hacer los hombres, las mujeres no sólo no hablamos de nuestros éxitos laborales, sino también los minimizamos cuando alguien los destaca. Contrario a ello, la experta en talento dice que si somos capaces de identificar una fortaleza, debemos destacarla nosotras mismas. Por ejemplo: ‘Creo que mi jefe no entiende realmente cuán bien conectada estoy en esta organización. Así que, una vez por semana, le voy a enviar un correo mencionando a la gente más importante con la que hablé esta semana’”.

Tendencia a complacer a todos

Aunque Helgesen reconoce que “no quedar mal con nadie” puede ser una buena técnica para los momentos iniciales de la carrera, en el largo plazo es insostenible y te hará estar siempre estresada. Por esto, recomienda repetirse a uno misma: “Ahora, estoy muy comprometida, por eso el mes que viene, cuando la gente me pida que me sume a un equipo de trabajo o algo similar, lo voy a pensar muy cuidadosamente antes de decir que sí”.

Perfeccionismo excesivo

Más de alguna vez hemos escuchado, o peor aún lo hemos dicho: “Es más fácil si lo hago yo”. Esa frase da cuenta de personas perfeccionistas a quienes les cuesta mucho delegar el trabajo en otras personas. Sin embargo, la gurú de gestión del talento femenino sugiere que aprender a tomar riesgos y hacer a un lado al perfeccionismo es la clave para progresar en la carrera.

ejecutiva1

Castigarse con los errores

Somos autoflagelantes y Helgesen lo explica muy bien diciendo que las mujeres tendemos a reflexionar más sobre nuestros propios errores que nuestros pares masculinos y eso puede ser un obstáculo para avanzar en nuestras carreras. En tal sentido, la especialista recomienda ser menos severas, considerar que somos tan humanas como el resto y que a veces es bueno dejar pasar los propios errores.

Minimizarnos

En general cuando nos enfrentamos a nuestros colegas hombres o a mujeres de cargos superiores tendemos a “empequeñecernos”, como si pidiéramos permiso para estar ahí. Por ejemplo, es común escuchar frases del tipo “¿tienes un minuto?”, “¿te molesto un poco?”. Todos estos comportamientos son comunes en las mujeres, reconoce la autora de conocidos best sellers. En ese ámbito, ella recomienda estar conscientes y posicionarse como una líder, “plantándose” como una persona valiosa.

Más sobre Mujer

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X