Inicio » Música Pop » Equipo

Ticketmaster se va de Chile: sin miedo a la vergüenza

Después de catorce años operando en Chile, la empresa que revolucionó la manera de comercializar entradas se va definitivamente del país.

A todas luces me parece que la retirada del mercado nacional de Ticketmaster es una excelente noticia. Sumergida en la mediocridad, Ticketmaster decidió retirarse de nuestro país y no invertir lo necesario para incorporar tecnología válida para actualizarse y mejorar su paupérrimo sistema actual. Simplemente puede calificarse de impresentable las diferencia que mostraba la plataforma de Ticketmaster en países como Estados Unidos con la nacional. En el país del norte la plataforma online es completamente diferente, integrada a las redes sociales, con la posibilidad de escoger el asiento, interfaz amigable, etcétera.

TicketMaster

Foto: KaTV

Ticketmaster se va de Chile inmersa en polémicay operando los últimos años bajo un sistema de venta online totalmente obsoleto, en donde el usuario no podía ni siquiera escoger el asiento que utilizaría. Vergonzosos episodios como los vividos durante la venta de los últimos shows de Paul McCartney y U2 en Chile no hacen más que confirmar lo antes descrito. Sin miedo a la vergüenza, la empresa decide irse y dejar nada más que malos recuerdos, opacando todo lo bueno que pudo haber significado su llegada a Chile hace 14 años, cuando por primera vez pusieron a disposición del público nacional la venta de entradas por teléfono y un sistema centralizado, que permitía que distintos puntos de ventas se actualizaran de manera simultánea.

Lo nuevo se llama Ticketeky llega con la promesa de borrar malos recuerdos. Empresa australiana que data de 1979 entró con fuerza en Argentina, lugar donde ha tenido excelentes resultados. Personalmente tuve una buenísima experiencia con Ticketek el año 2010, cuando a través de la página compré boletos para los dos shows de McCartney en el Monumental de River. Recordemos que en esa ocasión se vendieron dos estadios River Plate en algo menos de 48 horas y el sistema trasandino funcionó de manera impecable.

Las promesas de los australianos son varias, a mi juicio hay que esperar y evaluar resultados con el tiempo. Las ventas físicas continúan en Falabella y Cine Hoyts, pero la gran promesa es la implementación de venta a través de teléfonos celulares y máquinas de autoservicio instaladas en lugares como bencineras. Además se asegura que el sistema online se está optimizando para no colapsar ante la alta demanda de algunos shows.

Durante los primeros quince días de febrero debería comenzar a operar Ticketek y de seguro nadie extrañará a Ticketmaster.

Más sobre Música Pop

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X