Burnout académico: ¿Qué es y por qué aparece?

Más de alguna vez, hemos visto a estudiantes experimentando altas cargas de estrés. ¿Sabías que puede constituir un síndrome?

Guía de: Psicología y Tendencias

Burnout académico

El “síndrome de burnout académico” o agotamiento académico es aquella presencia simultánea de distintas manifestaciones de malestar que se dan en estudiantes. En el contexto académico, es sabido que algunos estudiantes logran desarrollar las competencias necesarias para obtener sus objetivos académicos y que otros presentan mayores dificultades.

Expertos señalan que este último grupo experimenta una alta carga de estrés en su proceso formativo. Estos estudiantes no logran desarrollar estrategias adecuadas para afrontar las exigencias académicas; sintiéndose impedidos para modificar su situación y usando comportamientos de escape o evitación. Lo cual, evidentemente no soluciona sus problemas.

Todo lo anterior, podría conllevar distintos síntomas tales como: la sensación de no poder dar más de sí mismo (física y psíquicamente), una actitud negativa de crítica, el sentimiento de desvalorización personal, la aparición de dudas crecientes respecto de las propias capacidades, la pérdida del interés de la trascendencia y del valor del estudio, entre otras manifestaciones.

Burnout académico

Burnout académico, ¿en qué consiste?

Desde la Psicología, se han logrado identificar algunas variables que pudieran estar relacionadas con la aparición de este síndrome y que mencionaremos a continuación:

  1. Variables del contexto académico: Falta de feedback y apoyo de tutores, poca comunicación con profesores, inadecuada distribución de la carga académica, falta de ayudas educativas, falta de información suficiente para realizar las actividades académicas, sobrecarga de materias y altas exigencias, temas difíciles, profesores exigentes, etc.
  2. Variables del contexto ambiental y/o social: No contar con feedback de los compañeros, no participar de actividades no académicas (culturales o recreativas), competitividad entre compañeros, poco apoyo social de familiares y amigos, ausencia de ofertas en el mercado laboral, etc.
  3. Variables interpersonales: Rutina y ausencia de novedad en las actividades cotidianas, dificultad personal para la planificación del tiempo, ansiedad ante los exámenes, baja auto eficacia, rigidez, altas expectativas de éxito en los estudios, baja motivación al estudio, insatisfacción frente a los estudios, etc.

Además, expertos señalan que dicho síndrome tiende a presentarse más en mujeres y –en el contexto universitario- en cierto tipo de carreras tales como: derecho y ciencias empresariales.

Algunos estudios sugieren que cuando los estudiantes tienen una baja regulación de sus emociones aparecen manifestaciones más claras de burnout. En cambio, cuanto mayor es la regulación emocional, menores síntomas de agotamiento y despersonalización, y mayores niveles de realización personal manifiestan los estudiantes. Una evidencia más de lo importante que es fomentar la regulación emocional.

Burnout académico

Más sobre Psicología y Tendencias

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X