Inicio » Realeza »

La desoladora razón de por qué la Princesa Diana quiso evitar el divorcio con el Príncipe Carlos

Ambos se casaron en 1981 y se separaron 15 años más tarde.

Guía de: Realeza

En 1981, todos los ojos del mundo estuvieron en una de las bodas reales más importantes de la historia. El 29 de julio, en la Catedral de San Pablo, se casaron el Príncipe Carlos con la Princesa Diana.

Dos hijos, los Príncipes William y Harry, y 15 años después, el mediático matrimonio llegó a su fin, pese a que estaban separados de forma oficial desde 1992.

Lo que muy pocos sabían, hasta hace poco, es que la fallecida Lady Di jamás tuvo intenciones de divorciarse. Y la razón es absolutamente desoladora.

900carlos-reina-isabel-diana-770x513

La Reina solo dio un discurso público cinco días después del fallecimiento de Diana.

Si bien el bienestar de los Duques de Cambridge y Sussex tuvo mucho que ver, el principal motivo es que Diana nunca quiso vivir el mismo proceso de sus padres.

Así lo mencionó en una recordada entrevista con Panorama antes de su muerte. “Cuando tienes papás separados, lo único que quieres al estar casada es que todo funcione, y lo vas a intentar cada vez más para evitar la separación. Uno busca evitar, a toda costa, los errores que cometieron otros”, sentenció.

Finalmente, los problemas maritales fueron imposibles de solucionar y, luego de la decisiva intervención de la Reina Isabel II, la pareja decidió no continuar adelante.

Más sobre Realeza

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X