Inicio » RSE » Equipo

El mercado de marginados, la gran oportunidad

Si la empresa llega a los mercados marginados, no solamente estará cubriendo una demanda importante, sino que también estará mejorando la calidad de vida de personas que han sido discriminadas por años.

Hace un tiempo escuché que un empresario quería desarrollar un proyecto para exportar zapatos a la India, y envió a dos consultores a diferentes puntos del país asiático para estudiar el potencial mercado.

Luego de la investigación, uno de los consultores vuelve desanimado con la idea que había que cancelar el proyecto, ya que en India nadie usaba zapatos. Dos días después, el otro consultor llegó con la idea de triplicar el proyecto, ya que en la India todavía nadie usaba zapatos.

¿Cuál de los dos consultores estaba en lo correcto?, ¿están las empresas innovando según las necesidades o siguen respondiendo a modelos probados?, ¿qué tiene que decir la Responsabilidad Social respecto a esto?

La Responsabilidad Social implica un cambio de paradigma que nos hace mirar realidades que los modelos preestablecidos no nos mostraban. Es salir de la burbuja donde habitamos y darnos cuenta de que para generar valor compartido tenemos que abrirnos a la idea de que la ganancia del otro sea mi propia ganancia.

Mercado marginados

Foto: NYT

La comida es uno de los bienes de consumo en que ´la gente gasta más plata.

¿Pero qué es el valor compartido? Es que no sólo gane la empresa o sus accionistas, sino que también las millones de personas que siguen viviendo en pésimas condiciones y que son ignorados por todos nosotros.

En el mundo hay 4.000 millones de personas de bajos ingresos que constituyen la base de la pirámide económica (BdP). En América Latina este mercado de $509 mil millones representa el 70% de la población.

¿Cuál es la posición de nuestras empresas respecto a los marginados?, ¿esperar que el Estado lo resuelva?, ¿o acaso la nueva mirada de la sostenibilidad apunta a adelantarse y cubrir necesidades sociales acrecentando el mercado?

En la región hay cerca de 250 millones de consumidores emergentes y tienen un poder de compra de US$ 120.000 millones. Gastan entre el 50% y el 75% de sus ingresos en productos de consumo, como comida, gaseosas, cuidado personal y productos de limpieza (Harvard Business Review).

Si la empresa llega a estos mercados marginados, no solamente estará cubriendo una demanda importante (y por ende, no sólo aumentará sus ganancias) sino que también estará mejorando la calidad de vida de personas que han sido discriminadas por años.

Esta mirada inteligente no es fácil de lograr. Porque todavía las empresas esperan conseguir las ventas con el modelo tradicional, están sobre la máquina urgidos por responder a las exigencias económicas-cortoplacistas del directorio, y se desentienden de los problemas sociales.

Los invito a innovar. A dejar el interés comercial inmediato que genera un buen cierre del trimestre, a dejar de mirar siempre el mismo lado de la moneda para abrirse a investigar y solucionar problemas reales.

No olvidemos que somos 7 billones de habitantes, que cada vez viviremos más años, con más necesidades y menos recursos. Si no cambiamos el enfoque de nuestro negocio, la manera de mirar y pensar, serán otros quienes disfrutarán del éxito el día de mañana.

Más sobre RSE

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X