Chile sufre nueva vergüenza con Paraguay: Clasificación de La Roja al Mundial se complica

Sin ánimo, desconcertada, la Selección Nacional no supo cómo vencer a un rival pragmático que se le facilitaron las cosas con los errores de los chilenos.

Guía de: Selección Chilena

Un remate de Eduardo Vargas, al filo del primer tiempo, fue la única jugada ofensiva decente de la Roja.

Un remate de Eduardo Vargas, al filo del primer tiempo, fue la única jugada ofensiva decente de la Roja.

¿Infortunio? Tal vez en el autogol de Arturo Vidal. Pero eso no es atenuante para la pálida presentación de la Roja ante Paraguay, perdiendo 3-0 e hipotecando sus opciones de clasificar al Mundial de Rusia 2018.

Junto con el primer tiempo ante Ecuador en Quito o en el duelo con Uruguay en Montevideo, éste ha sido uno de los peores pleitos de la Roja en el presente proceso premundialista. El porqué de aquello, a continuación.

¡Despabílate Chile! Mal la Roja. Equivocaciones en la salida, entregas erradas, nada de sorpresa, sin explosión ni ninguna jugada ofensiva -salvo un remate de distancia de Eduardo Vargas (39’)- fue la tónica del bicampeón. Además, Alexis Sánchez no gravitó porque tenía la cabeza en otro lado por lo de su frustrado traspaso al Manchester City.

Tan desordenado como pieza de adolescente. Para complementar lo anterior, los jugadores del mediocampo no hallaban su posición. Lo peor fue que cuando intentaron atacar, sobre todo con el marcador en contra, se encontraron con la especialidad paraguaya: la férrea defensa reventando la pelota, ganando por aire y los despejes del portero Anthony Silva.

Paraguay ni se movió del escritorio. Los guaraníes llegaron a hacer lo que han hecho en toda su existencia futbolera: esperar en su sector y salir con sorpresa. Así aprovecharon las puntas, sobre todo a Oscar Romero por la derecha para buscar el centro. Por ahí, Claudio Bravo tuvo que salir del área para despejar un trazo dirigido a Lucas Barrios (6’). El autogol a favor fue el mejor regalo que pudo recibir el equipo mediterráneo.

Intento de cambio. Con el 2-0 en contra, Chile intentó variar el esquema mandando a la cancha a Jorge Valdivia y Esteban Paredes, en un claro intento de darle profundidad al ataque. Eso fue, un intento porque la Selección Nacional NUNCA pudo hallar la manija para dominar en el cotejo. Para peor, se insistió con el centro aéreo… lo que es un caramelo para los paraguayos.

¿Qué se viene ahora? Obligatoriamente, Chile debe ganar el próximo martes a Bolivia en La Paz si quiere seguir dependiendo de sí mismo ante una potencial clasificación mundialista. De lo contrario, a encomendarse a la Santa Calculadora.

CHILE 0-3 PARAGUAY

CHILE (4-1-4-1): Claudio Bravo; Mauricio Isla, Gary Medel, Gonzalo Jara (79’ Fabián Orellana), Jean Beausejour; Marcelo Díaz (56’ Esteban Paredes); Alexis Sánchez, Charles Aránguiz, Arturo Vidal, Eduardo Vargas; Nicolás Castillo (56’ Jorge Valdivia). DT: Juan Antonio Pizzi

PARAGUAY (4-4-2): Anthony Silva; Jorge Moreira, Gustavo Gómez, Paulo da Silva, Junior Alonso; Oscar Romero, Cristián Riveros, Víctor Cáceres (69’ Richard Ortiz), Miguel Samudio (46’ Antonio Bareiro); Miguel Almirón (78’ Carlos Rolón) y Lucas Barrios. DT: Francisco Arce

Goles: 0-1, 24’ autogol de Arturo Vidal (Chi); 0-2, 55’ Víctor Cáceres (Par); 0-3, +92′ Richard Ortiz (Par)

Árbitro: Néstor Pintana (Argentina)

Estadio: Monumental de Santiago

Más sobre Selección Chilena

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X